Cómo hacer una buena entrevista de trabajo

Texto y montaje: PALOMA G. QUIRÓS / Imágenes: CARLOS SIMÓN 

Cuatro de cada cinco candidatos no supera una entrevista de trabajo. Teniendo en cuenta que en estos tiempos no se pueden desaprovechar oportunidades, te damos algunos trucos para superar un proceso de selección. Te adelantamos que una actitud correcta, una buena imagen y una preparación minuciosa pueden acercarte a ese trabajo que deseas.

Qué me pongo

Recibes esa llamada que tanto esperabas. Una empresa desea conocerte después de haber visto tu currículum y te han citado para una entrevista de trabajo. Primera pregunta: ¿Qué me pongo?

No hace falta ir de traje si el puesto no lo requiere. Se trata sólo de dar una imagen adecuada y adaptada al empleo que se está ofertando. "Has de venir limpio, aseado, correctamente vestido. Eso se mira mucho y evidentemente es importante", ha explicado a RTVE.es la directora de Atracción y Gestión de Talento de Manpower, Mª José Martín.

A los entrevistadores les condiciona la primera impresión y cuidar nuestra imagen puede ayudarnos a empezar con buen pie el proceso.

Antes de ir, ¿cómo me preparo?

Entérate bien de qué empresa quiere conocerte. A qué se dedican, cuál es su metodología, su filosofía, quiénes son sus clientes... incluso intenta averiguar si últimamente ha habido cambios, aconseja Martín.

¿Cómo puedes conseguir esta información? A través de los buscadores de internet, en la página web de la empresa, en la prensa, en las redes sociales y a través de tus propios contactos.

Después, analiza cómo es el puesto al que optas. Qué requiere y qué supone. Así podrás prepararte y buscar en ti las cualidades que te hagan merecedor de él. Piensa cuáles son tus puntos fuertes y cuáles deberías mejorar, cómo te definirías tú, qué retribución deberías percibir y cuáles son tus expectativas.

Puede parecer una tontería, pero son preguntas que suelen salir en una entrevista. Responder con seguridad y sin dudar hace que infundas confianza en quien te quiere contratar.

Cómo actuar durante la entrevista

La empresa especializada en recursos humanos Ranstad asegura que lo más importante es ser puntual. Saluda con un adecuado apretón de manos a tu entrevistador y durante toda la conversación, mírale a los ojos. Deja que sea la otra persona la que lleve la iniciativa y la que haga la primera pregunta. Muéstrate cómodo y relajado.

Entra convecido de que eres el mejor candidato para ese puesto y transmite tu motivación y tus ganas de colaborar en el proyecto. Céntrate y escucha muy bien lo que se te pregunta y da respuestas claras y concisas.

Además debes tener en cuenta algunas cuestiones que es mejor evitar:

  • No hablar de temas que nos coloquen en una situación comprometida
  • Las respuestas no deben ser extensas
  • Es mejor no entrar en los temas personales
  • No sacar el tema del salario en la primera entrevista

Después, toca esperar

Al terminar la entrevista es bueno que te intereses por cómo y cuándo se llevará a cabo la siguiente fase del proceso de selección. Analiza qué has hecho bien, y qué es lo que debes pulir. Después solo hay espacio para la paciencia y para la suerte.

 

Comentarios

Espacio reservado para promoción
cid:49650