'El Quijote' de Manuel Gutíerrez Aragón

Una de las mejores series de la historia

Jesús Jiménez "Don Quijote soy y mi profesión la de andante caballería. Son mis leyes el deshacer entuertos, prodigar el bien y evitar el mal. Huyo de la vida regalada, de la ambición y de la hipocresía. Y busco para mi propia gloria la senda más angosta y difícil. ¿Es eso, de tonto y mentecato?

'El Ingenioso Hidalgo, Don Quijote de la Mancha'
Miguel de Cervantes Saavedra


LA GESTACIÓN DEL SUEÑO

En 1990 Televisión Española emprendió su producción más ambiciosa hasta el momento, la adaptación de 'El Quijote', de Miguel de Cervantes, la mejor novela de la historia, para estrenarla en 1992 durante las celebraciones del V centenario.

Su máximo responsable fue el productor Emiliano Piedra, con la aprobación de la entonces directora de RTVE, Pilar Miró. Años antes Emiliano había producido la versión inacabada de Orson Welles y así se sacaba la espinita que tenía clavada por el fracaso del proyecto. Desgraciadamente no pudo disfrutar del éxito de la serie ya que falleció antes de su estreno, el 28 de agosto de 1991.

Como director se escogió al joven con más talento de su generación, Manuel Gutiérrez Aragón, responsable de películas como 'Maravillas' o 'Demonios en el jardín' Y como guionista al mismísimo Camilo José Cela, aunque el propio Aragón retocó los textos. La intención era realizar una primera parte de 8 capítulos y una segunda de 10, que debía dirigir otro de los grandes, Mario Camus, pero la crisis de los 90 impidió tan ambicioso proyecto.

Desde el primer momento Alfredo Landa fue elegido para interpretar a Sancho Panza. Sin embargo para el papel de Don Quijote se hicieron numerosas pruebas hasta dar con el ideal, Fernando Rey, que en un principio se resistió porque tenía 72 años y no se veía cabalgando metido dentro de una armadura y además tenía una exitosa carrera internacional. Pero afortunadamente terminó aceptando, aunque tuvo que adelgazar 12 kilos. Incluso su caballo, con el que no se llevaba demasiado bien, también se sometió a un exigente régimen para parecerse a Rocinante. Fernando tenía dos armaduras, la de metal y otra de goma mucho más cómoda. Al final se rompió 2 costillas en una caída, pero mereció la pena porque logró una de las cimas de su carrera interpretativa.

EL RODAJE

El rodaje duró un año. Los interiores se filmaron en los estudios Buñuel, de TVE (Los antiguos estudios de Samuel Bronston) y los exteriores comenzaron a rodarse en un espectacular decorado construido en la Cartuja de Talamanca del Jarama, diseñado por el director de producción Emiliano Otegui, y que visitó 'Informe Semanal' La fotografía Teo Escamilla y la música de Lalo Schifrin son otros de los aciertos de esta adaptación, una de las mejores de la obra de Cervantes.

Años después Gutiérrez Aragón recordaba que cuando comenzó el rodaje Emiliano Piedra le dijó: "Tu hazlo bien hasta lo de los molinos. A partir de ahí no se lo ha leído nadie"
Además de Fernando Rey y Alfredo Landa, la serie contó con un reparto de lujo, José Luis López Vázquez, Manuel Alexandre, Emma Penella, Hector Alterio, Aitana Sánchez Gijón, Carmelo Gómez, Terele Pávez...


EL ÉXITO

Condensada finalmente en 5 capítulos, la serie costó 8 millones de euros. Y, cosas de la vida, permaneció archivada varios meses porque los responsables de RTVE, no sabían muy bien como programarla. Sin embargo su éxito en el Festival de Televisión de Cannes, donde consiguió los premios a mejor serie y mejor actor protagonista para Fernando Rey, propiciaron que el 23 de enero de 1992 la serie se preestrenara en un cine madrileño y una semana después, el 29 Don Quijote y Sancho cabalgaban de nuevo, esta vez en la pequeña pantalla y durante 5 semanas.

Más de 4 millones y medio de personas vieron la serie, uno de los grandes éxitos del año. Fernando Rey consiguió el premio Fotogramas de Plata al mejor actor derrotando a su compañero, Alfredo Landa. Y enseguida se planteó una segunda parte con el mismo director y protagonistas, pero se fue aplazando debido a la crisis.

LA SECUELA

Pero Gutiérrez Aragón no se rindió y siguió intentándolo. Tras la muerte de Fernando Rey, en 1994, pensó en Marcello Mastroiani para sustituirlo como Don Quijote. Y, finalmente en 2002, con el patrocino de TVE, consiguió rodar una segunda parte, la película 'El caballero Don Quijote' que se estrenó en cines, con gran éxito, y en la televisión en dos partes (en 2005). Y que ganó el premio Fipa de plata a la mejor serie en el Festival de Biarritz y otro a la mejor película latina en el Festival de Venecia. Los sustitutos de Fernando Rey y Alfredo Landa fueron Juan Luis Galiardo, que bordó un Quijote sentimental y enamorado, y Carlos Iglesias, como un entrañable Sancho Panza.

Espacio reservado para promoción
cid:31215