Enlaces accesibilidad

Bolivia

El Congreso de Bolivia aprueba el proyecto de ley para convocar nuevas elecciones en el país

  • La presidenta interina, Jeanine Áñez, confirma que firmará este domingo dicha norma
  • Por otro lado, Áñez advierte de que no promulgará una ley de inmunidad para Evo Morales

Por
El Congreso de Bolivia aprueba el proyecto de ley para convocar nuevas elecciones

La ley de urgencia que busca acelerar la convocatoria de elecciones en Bolivia ha dado este sábado pasos en el Parlamento hacia ese ansiado objetivo, con el sobresalto de un intento del partido de Evo Morales para dotarle de impunidad.

Las Cámaras de Senadores, primero, y de Diputados, después, se han esforzado  para que lo antes posible pueda salir del Parlamento una ley de consenso entre la mayoría del partido de Morales y la oposición que apoya al Gobierno interino de Jeanine Áñez.

El texto ha salido del Senado con la unanimidad entre el Movimiento al Socialismo (MAS) y la oposición integrada por Unidad Demócrata, la formación por la que era senadora Áñez antes de asumir el poder, y el Partido Demócrata Cristiano.

Imagen del Senado de Bolivia el sábado 23 de noviembre de 2019. REUTERS/Manuel Claure

El MAS, con mayoría de dos tercios en la Asamblea Legislativa, y la oposición se han conjurado para que la ley contente a todos con tal de iniciar cuanto antes el proceso hacia unos nuevos comicios.

Este espíritu se mantenía cuando este sábado por la noche la Cámara de Diputados aprobaba "en grande" el proyecto de ley, para pasar a debatirlo en detalle, artículo por artículo, que es donde puede surgir algún obstáculo.

Las novedades de la ley

La presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, ha confirmado que promulgará este domingo la "Ley de Régimen excepcional y transitorio para la realización de Elecciones Generales".

"Quiero agradecer a nuestros parlamentarios por haber entendido y escuchado las demandas del pueblo boliviano", ha dicho  la presidenta interina en un corto video publicado en su cuenta de Twitter.

La ley aprobada anula los comicios del pasado 20 de octubre e incluye una serie de excepciones a la normativa electoral para acelerar la convocatoria a las urnas, empezando por el nombramiento de forma más rápida de un nuevo órgano electoral.

Ese nuevo órgano debe convocar a elecciones en un máximo de dos días una vez que tome posesión, con un nuevo padrón electoral y con las candidaturas que deseen presentarse, sin pasar por primarias.

Uno de los artículos insiste en respetar el límite de dos mandatos, mientras que otro dejaría sin efecto provisionalmente normas sobre primarias y alianzas entre partidos.

Áñez advierte de que no promulgará una ley de inmunidad para Evo Morales

Por otra parte, la presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, ha advertido este sábado de que no promulgará una ley como la que propone el partido de Evo Morales para darle inmunidad a él y al resto de autoridades que nombró como presidente.

Áñez ha acusado al Movimiento al Socialismo, el partido de Morales, de pretender aprovechar su mayoría parlamentaria para dejar impunes a quienes hayan cometido delitos y "burlado de la ley".

"Quiero denunciar ante el país que parlamentarios del Movimiento al Socialismo tienen la intención de aprobar una ley para favorecer a quienes han cometido delitos y ahora pretenden obtener impunidad", ha subrayado en un breve discurso al país.

Áñez advierte de que no promulgará una ley de inmunidad para Evo Morales

"No voy a promulgar esa ley", ha recalcado la mandataria provisional, sobre su decisión "clara y firme" para no otorgar protección "a quienes han sometido, perseguido, engañado y burlado a los bolivianos".

"Esta ley de la impunidad no debe ser aprobada", ha insistido, para añadir que los principios de su Gobierno "no son negociables".

La jefa de Estado interina señaló que su Ejecutivo "no perseguirá a ningún dirigente político, sindical o cívico", pero "todo aquel que ha cometido delitos y se ha burlado de la ley y ha cometido abusos, no tendrá amnistía de ningún tipo".

"No vamos a participar escribiendo una historia de infamia", concluyó en un discurso desde el palacio de Gobierno en La Paz.

La crisis en Bolivia  

Bolivia lleva sumida en un grave conflicto desde el día después de las elecciones del 20 de octubre, cuando comenzaron las denuncias de un fraude a favor de Evo Morales, que fue proclamado después vencedor para un cuarto mandato consecutivo.

El pasado 10 de noviembre la Organización de Estados Americanos advirtió en un informe graves irregularidades en los comicios y Evo Morales anunció su renuncia, forzado por las Fuerzas Armadas, para al día siguiente salir a México, donde está asilado.

La renuncia es calificada de "golpe de Estado" por varios Gobiernos y políticos latinoamericanos.

Imagen de una manifestación contra el gobierno interino en La Paz, Bolivia. RONALDO SCHEMIDT / AFP

Otros países han reconocido al Ejecutivo interino de Jeanine Áñez, que asumió el poder el pasado 12 de noviembre, y parte de la comunidad internacional ha instado al diálogo sin pronunciarse sobre la crisis política. 

Según datos de la Defensoría del Pueblo, desde el 20 de octubre ha habido 32 muertos, 804 heridos y 1.481 detenidos, aunque solo 54 han quedado bajo arresto, en distintas protestas en Bolivia.

Noticias

anterior siguiente