Enlaces accesibilidad

Elecciones generales 2019

El independentismo se eleva tres puntos tras la sentencia del procés con la subida de JxCat y la entrada de la CUP

Por
 Evolución del independentismo en Cataluña
Evolución del independentismo en Cataluña RTVE.es/Datadista

El independentismo ha saboreado una importante victoria estas elecciones generales de este 10 de noviembre. Ha obtenido en las urnas el 42,6% del apoyo de los votantes, lo que supone una subida de tres puntos porcentuales más y de diez desde las generales de 2016. A su vez, el independentismo ha conseguido una representación histórica en el Congreso de los Diputados con 23 diputados, uno más de los que tenía. Y, por municipios, el independentismo es mayoría en un 82% de municipios -un 9% más que el 28A-.

En unas elecciones que se han producido menos de un mes después de la sentencia condenatoria del ‘procés’, la participación en esta autonomía ha sido la segunda más elevada a nivel nacional con un 72,2%, por detrás de Madrid, pero se queda a más de cinco puntos de distancia con la registrada hace seis meses.

Sin embargo, solo dos de los tres partidos nacionalistas -ERC, JxCat y CUP- está de celebración. Porque, aunque Esquerra mantiene el liderazgo con 13 escaños, pierde dos diputados desde las pasadas generales -uno en Lleida y otro en Barcelona- y se deja por el camino un 2% de los votos.

La sentencia dio un vuelco a las encuestas

El CIS de octubre otorgaba en una encuesta previa a la sentencia del 'procés' una importante subida a ERC de hasta 18 diputados, y la tendencia de JxCat era a la baja, algo que ha ocurrido justamente a la inversa tras conocerse dicha sentencia y los disturbios violentos en Cataluña la semana posterior. Una semana en la que JxCat mostró su lado más duro con el Estado -no condenó la violencia, como le exigía Pedro Sánchez, hasta tres días después de los primeros incidentes-. ERC, en cambio, se ha mostrado en todo momento partidario del diálogo con el Estado -tanto es así, que se mostró dispuesto a facilitar la investidura de Sánchez sin condición, frente a la oposición firme de JxCat- y ha destacado desde el primer momento el carácter pacífico del movimiento independentista. 

En este contexto, el 10N JxCat ha subido un escaño más, de 7 a 8. Sin embargo, al no llevar en sus listas a los líderes presos que quedaron suspendidos en la pasada legislatura, a efectos prácticos pasa a tener cinco diputados más que antes. La formación de Carles Puigdemont, huido a Bélgica, ha cobrado fuerza en el Congreso porque ahora tendrá grupo propio.

Y la CUP, que ha decidido presentarse por primera vez en estas elecciones, ha obtenido dos diputados por Barcelona, la más plural de todas las provincias ya que reparte 32 escaños. Una formación que ha dejado claras sus intenciones desde un principio: bloquear el Congreso de los diputados.

El independentismo sube en todas las capitales de provincia salvo en Lleida

 Evolución del independentismo en Cataluña en las tres últimas elecciones

Evolución del independentismo en Cataluña en las tres últimas elecciones RTVE.es/Datadista

Tarragona es la capital de provincia que se mantiene como la menos independentista, donde los votos a estas tres formaciones se sitúa en un 33,7%, casi cinco puntos más que hace seis meses y un 10% más que hace seis meses. El PSC se mantiene líder en esta localidad con un 22,8%, aunque ERC le sigue los pasos de cerca con dos puntos menos.

En Barcelona tampoco hay una mayoría independentista y, de hecho, el PSC es la mayoría más votada, pero los soberanistas son cada vez más. El voto a los tres partidos nacionalistas, liderados por ERC, ha superado el 40,3% del total, lo que supone siete puntos más desde las pasadas elecciones y una subida de un 10% del independentismo desde las generales de 2016.

Lleida tampoco llega a ser mayoritariamente soberanista, y, de hecho, ha bajado ligeramente el número de votos independentistas desde el 28A, cuando ERC y JxCat recabaron el apoyo de un 48%, hasta un 46,6. Ahora, el independentismo ha caído dos puntos, pero aún así está a 14 puntos porcentuales de distancia con el resultado de las generales de 2016, cuando el voto a las formaciones soberanistas apenas superaba el 32,6%.

Por contra, en la capital donde Carles Puigdemont fue alcalde, Girona, el independentismo no solo es mayoría, sino que aumenta hasta el 58,8%, ocho puntos más que hace seis meses y unos 10 respecto a 2016. Pero el liderazgo en esta ocasión lo toma Junts, que sube casi dos puntos porcentuales hasta el 25,8%, mientras que ERC cae casi cuatro hasta el 21,3% de los votos.

Once municipios con más del 90% de independentistas

Tan solo hay 167 del total de 947 municipios catalanes donde el voto no es mayoritariamente independentista (un 18%). Un hecho que contrasta con once localidades catalanas donde el independentismo supera el 90% de los votos.

Es el caso de Cava (96,7%), Ivorra (95,1) y Alfés (90,5) en Lleida; de Gisclareny (95), Santa Cecília de Voltregà (92), Alpens (91), Capolat (90,7), Sant Martí d'Albars (90,3) y Santa Maria de Besora (90,2) en Barcelona; de Vallfogona de Ripollès (90,7) en Girona y Vallclara (92), el único municipio de Tarragona que supera el 90%.

La CUP, fuerza mayoritaria en cinco localidades

La CUP no solo ha obtenido dos diputados siendo la primera vez que se presentaba a las generales, sino que ha sido también la formación más votada en cinco municipios catalanes: Farrera (Lleida); Lucà en Barcelona -donde también empata en el primer puesto con ERC en Sobremunt-; Viadamat Palàu de Santa Eulalia (Girona); y La Vilella Alta, de Tarragona.

Por contra, En Comú Podem tan solo ha sido la fuerza más votada en Fogars de la Selva, en Barcelona.

Noticias

anterior siguiente