Enlaces accesibilidad

El 85% de los afectados por el mal de Chagas en España no se tratan la enfermedad

  • Se calcula que hay entre 48.000 y 87.000 españoles que padecen esta patología tropical
  • Los expertos alertan de la importancia de hacerse la prueba y evitar así nuevos casos graves

Por
El programa contra el mal de Chagas quiere concienciar a todas las personas de origen latinoamericano que viven en España sobre esta enfermedad.
El programa contra el mal de Chagas quiere concienciar a todas las personas de origen latinoamericano que viven en España sobre esta enfermedad. EFE

En España viven entre 48.000 y 87.000 personas con el mal de Chagas, aunque menos del 15% de los afectados se la tratan, según el Hospital Clínic, de referencia en esta patología tropical, que este jueves ha presentado un programa para alertar de la importancia de hacerse la prueba y evitar así nuevos casos graves.

Bajo el lema de "Pasa la voz" y con la colaboración de la Obra Social La Caixa, el programa quiere incentivar a todas las personas de origen latinoamericano que viven en España, el segundo país no endémico con más casos tras EE.UU., a que se hagan la prueba de la enfermedad del Chagas para saber si padecen la enfermedad o no.

La presentación del programa ha corrido a cargo del jefe del Servicio de Salud Internacional del Hospital Clínic y director de la Iniciativa de Chagas del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), Joaquim Gascon, y la investigadora y responsable de Chagas del ISGlobal, María Jesús Pinazo, quienes han explicado que un simple análisis de sangre revela si se padece o no la enfermedad.

Enfermedad tropical desatendida u "olvidada"

La enfermedad de Chagas, o Tripanosomiasis Americana, está causada por la infección con el parásito Trypanosoma cruzi y está clasificada por la OMS como una de las enfermedades tropicales desatendidas u "olvidadas".

La enfermedad es endémica en América Latina, aunque con la creciente movilidad de población también está presente en América del Norte, Australia, Japón y Europa, especialmente en España, y las personas infectadas, al cabo de los años, pueden tener problemas cardíacos o del aparato digestivo.

Noticias

anterior siguiente