Enlaces accesibilidad

El exprofesor del colegio Valdeluz niega los abusos, pero dos de las alumnas mantienen que los sufrieron

  • Arranca el juicio contra el exdocente, acusado de abusar sexualmente de 14 niñas
  • La Fiscalía y las acusaciones particulares piden para él 69 años de prisión
  • El padre de una de las chicas acusa al centro privado de tapar los abusos

Por
El exprofesor del colegio Valdeluz niega los abusos, pero dos de las alumnas relatan los tocamientos ante el juez

El exprofesor del Colegio Valdeluz de Madrid acusado de haber abusado sexualmente de 14 alumnas, Andrés D.D., ha negado los hechos que se le imputan en el primer día del juicio, que ha arrancado este lunes en la Audiencia de Madrid a puerta cerrada, según fuentes jurídicas presentes en el juicio citadas por Efe y Europa Press.

En esta primera jornada han declarado también dos de las alumnas que le denunciaron y que han relatado ante el juez los supuestos abusos que sufrieron en la academia de música que tenía con su mujer al lado del centro. El padre de una de ellas ha asegurado ante los medios de comunicación que el colegio privado sabían de los tocamientos y ha lamentado que el director y el jefe de estudios fueran finalmente desimputados.

La Fiscalía y las acusaciones particulares que representan a las familias de las niñas piden 69 años de prisión para el exdocente por 14 delitos de abuso sexual cometidos entre los años 2004 y 2014. El colegio Valdeluz está en el banquillo en calidad de responsable civil subsidiario para hacer frente a posibles indemnizaciones si el acusado es condenado.

Andrés D.D., que impartía clases de ética, religión y música, está acusado de abusar presuntamente de las niñas en las clases individuales que daba de música en la academia que dirigía su mujer y que estaba junto al colegio. Algunas alumnas sostienen que también lo hizo en el colegio, un hecho que no quedó demostrado durante la instrucción judicial.

El exprofesor habla de campaña de "venganza"

El exprofesor, que fue detenido en 2014 y que se encuentra actualmente en libertad condicional, ha entrado y salido por el garaje, en medio de una gran expectación mediática. Durante su declaración de más de tres horas, ha negado los abusos y ha defendido su inocencia ante la Sala alegando que no sabe "nada".

En su comparecencia, en la que ha respondido a todas las partes, ha mencionado que detrás de las acusaciones puede estar una campaña de "venganza" hacia su mujer por su fuerte carácter o también de las propias víctimas pues con algunas tuvo "algún roce o disputa", entendido como un enfado entre el profesor y la alumna, y no como tocamientos, lo que ha negado tajantemente, han añadido las fuentes.

Ya por la tarde han testificado dos de las chicas que mantienen que sufrieron abusos por su parte en la academia de música. El padre de una de ellas ha asegurado ante los medios que en el centro sabían de los tocamientos pues "era una tónica más o menos general el intentar tapar las cosas raras" y más con un docente que era "el alma del colegio".

El padre de una de las chicas: "En el colegio lo sabían"

Pero también ha cargado contra el director y el jefe de estudios, quienes estuvieron imputados durante la fase de instrucción, si bien la causa fue finalmente archivada para ellos.

"En el colegio lo sabían, no me creo que no llegara a la dirección ni al jefe de estudios, ya que este hombre era el alma del colegio, la persona mas querida", ha afirmado el padre de una de las presuntas víctimas, que ha añadido que "estaría bien" que tanto el director como el jefe de estudios estuvieran aquí hoy puesto que él está "convencido" de que sabían de los abusos sexuales.

Además, ha relatado que se enteró de los abusos cuando su hija se lo contó en unas navidades, si bien los padres no denunciaron porque acudir ante un tribunal solos podría ser "devastador" para su hija. Y aunque la familia optó por el silencio, informó al colegio, a la tutora y a otros padres de lo sucedido con su hija, quien supuestamente sufrió los abusos en la academia.

Por otra parte, el abogado del colegio Valdeluz, Jesus Mandri, ha manifestado su "respeto total hacia las víctimas", pero ha defendido que no existe ninguna responsabilidad por parte del centro escolar, "ya que todos los hechos se produjeron presuntamente fuera de sus instalaciones".

Este martes continuarán las declaraciones como testigos de algunas de las supuestas víctimas ya que, según han explicado las fuentes, la Sala no se sumará a la huelga de jueces y fiscales convocada en todo el país.

Noticias

anterior siguiente