Enlaces accesibilidad

Rusia

Los investigadores creen que el avión ruso se estrelló al congelarse los sensores de velocidad

  • Según las cajas negras, los pilotos habrían recibido datos erróneos de velocidad
  • Aún está pendiente el análisis de las grabaciones, para saber cuál fue su reacción
  • El AN-148 se estrelló cerca de Moscú con 71 personas a bordo, incluidos tres niños

|

Por
El avión ruso se estrelló al congelarse los sensores de velocidad

Los investigadores del accidente del avión ruso AN-148, que este domingo se estrelló cerca de Moscú con 71 personas a bordo, creen que la causa del siniestro fue la congelación de los sensores de velocidad, que derivó en que que los pilotos habrían recibido datos erróneos sobre la velocidad del aparato en la cabina.

Así se desprende de los datos extraídos de las cajas 'negras' del avión, que fueron recuperadas en el lugar del siniestro, y que han sido analizadas por los especialistas del Comité Interestatal de Aviación (MAK, en sus siglas en ruso).

El factor que causó la situación extraordinaria durante el vuelo fueron los datos erróneos sobre la velocidad

"El análisis preliminar de la información registrada, y el examen de casos análogos ocurridos en el pasado permiten suponer que el factor que causó la situación extraordinaria durante el vuelo fueron los datos erróneos sobre la velocidad que aparecieron en las pantallas de los pilotos", reza un comunicado del MAK.

Recuperan la segunda caja negra del avión que se estrelló el domingo en Rusia

Un choque a 800 kilómetros por hora

La nota que explica que el estudio del registrador de los parámetros de vuelo o "caja negra" ha revelado que los sistemas de calefacción de los tres medidores de presión total, que informan a los pilotos de la velocidad del avión, se hallaban desconectados. Así, los datos del registrador señalan que dos minutos y 30 segundos después del despegue comenzaron a producirse divergencias entre los indicadores de velocidad del piloto y el copiloto.

"Antes de la colisión contra el suelo el indicador del tablero del piloto comenzó a mostrar un brusco aumento de la velocidad, que en el momento choque era de aproximadamente 800 kilómetros por hora, mientras que el del copiloto era igual a cero", detalla la nota del MAK.

Los expertos tendrán ahora que estudiar las grabaciones del registrador de voces para verificar las acciones de los pilotos y sus reacciones a la alarma de amenaza de colisión. Además, se efectuará un análisis exhaustivo del sistema de calefacción de los medidores de presión de este modelo de avión para establecer qué tipos de fallos podrían presentar.

El avión siniestrado en Moscú explotó tras chocar con la tierra

Tres niños entre los fallecidos

El avión siniestrado realizaba el vuelo regular 6W 703 entre Moscú y la ciudad de Orsk, en el sur de los Urales, y se estrelló pocos minutos después de despegar del aeropuerto moscovita Domodédovo. A bordo del AN-148 se encontraban seis tripulantes y 65 pasajeros, tres de ellos niños.

El AN-148 es un avión diseñado por la empresa aeronáutica ucraniana Antónov para cubrir rutas de media distancia, con una autonomía de vuelo de entre 2.200 y 4.400 kilómetros, en dependencia de su configuración. Con un coste unitario del orden de los 30 millones de dólares, el birreactor se fabrica en Ucrania y, bajo licencia, en Rusia.

El accidente aéreo de este domingo es el más grave ocurrido en Rusia desde el 25 de diciembre de 2016, cuando un Tu-154 se estrelló en el mar Negro, causando la muerte a sus 96 ocupantes.

Noticias

anterior siguiente