Enlaces accesibilidad

La luminosa Venecia de Canaletto llega a los cines

  • Se estrena en la gran pantalla el documental Canaletto y el arte de Venecia
  • Una apuesta que conjuga arte y cine del ciclo divulgativo Exhibition on Screen

Por
Los paisajes venecianos del pintor Canaletto destacaban por su precisión óptica y arquitectónica Exhibition on Screen

El pintor Giovanni Antonio Canal, conocido para el mundo como Canaletto, está valorado como el mejor paisajista de una pujante Venecia en el siglo XVIII, aunque paradójicamente gran parte de su obra, conformada por luminosas y detallistas “fotografías” de la ciudad de los canales, está radicada en Inglaterra.

Bajo esta decisión se encuentra la mano de su mecenas, el influyente cónsul británico y coleccionista, Joseph Smith, con el que el pintor del Véneto fraguó una fluida relación de negocios que se prolongó a través del tiempo.

El documental Canaletto y el arte de Venecia bucea en la fascinante historia de este fructífero vínculo, a la vez que nos sumerge en un profundo análisis del estructurado proceso creativo del artista, que gozó de éxito en vida aunque su estrella se difuminó al final de su carrera.

El filme, dirigido por David Bickerstaff, forma parte de la nueva temporada del ciclo divulgativo Exhibition on screen, que traslada a los cines la vida de grandes figuras del mundo del arte y abre las puertas a los espectadores a algunas de las mejores exposiciones internacionales.

La película llega a la gran pantalla el próximo lunes 29 de enero [Consulta el listado de cines en España], en una serie que también abordará la maestría de Cezanne o David Hockney.

Los mejores paisajes de la ciudad de los canales

Con los testimonios de historiadores y especialistas, el documental explica cómo arrancó el contacto artístico y comercial entre Joseph Smith y Canaletto. El británico, afincado en Venecia, ejerció como exitoso hombre de negocios con múltiples intereses culturales.

Apasionado por la arquitectura, los libros, la ópera y la pintura, Smith atesoró una importante colección de arte y ejerció de mecenas de los mejores pintores venecianos de la época, en especial de Canaletto, apodado de esta forma por su pequeño tamaño (Canaletto significa pequeño canal en italiano), y para diferenciarlo de su progenitor, pintor de escenografía teatral.

Dotado de un agudo olfato comercial y don de gentes, Joseph Smith vendió numerosos paisajes del creador a sus compatriotas. Los aristócratas británicos quedaban fascinados por el magnetismo de la próspera República Serenísima, convertida en epicentro cultural y económico de Europa, a la que viajaban como turistas en sus periplos continentales. Gracias a la mediación del mecenas, la mayor colección de arte de Canaletto se halla en la Queen’s Gallery londinense, como nos muestra el filme.

Canaletto está valorado como el mejor paisajista de una pujante Venecia en el siglo XVIII. Exhibition on Screen

Los expertos señalan en la cinta que bajo el auspicio del cónsul, el artista pintaba para un mercado esencialmente turístico. Las familias venecianas no estaban interesadas en paisajes de una ciudad que veían a diario y le encargaban pinturas decorativas, mientras que los adinerados británicos compraban estos recuerdos para sus casas de campo como símbolo de estatus y educación.

Con un tono pausado y una imagen muy cuidada, el filme nos guía por las calles de Venecia. Escenario de los preciosistas y luminosos paisajes urbanos del autor, que capturaba rincones icónicos como la Piazza San Marcos o el puente Rialto en un cuaderno de bocetos que portaba en sus paseos por los canales.

Maestro de la luz, sus obras demuestran una extraordinaria capacidad de observación en la que se conjugan el equilibrio óptico y arquitectónico en contornos difuminados. No hay dos paisajes ni dos personajes iguales en sus creaciones sobre lienzo, en las que realizaba numerosas modificaciones.

Según explica en el documental Lorenzo Pericolo, profesor de Historia de Arte de la Universidad de Warwick, Canaletto recreaba en sus composiciones una imagen de la ciudad-Estado “medio real y medio inventada”, y no solo un reflejo fiel de lo que aparecía frente a sus ojos. Son rasgos de la genialidad del pintor que mejor ha interpretado el carácter onírico y mágico de la ciudad de los canales, y cuyas obras aterrizan ahora en los cines.

Noticias

anterior siguiente