Enlaces accesibilidad

El matrimonio detenido en California, acusado, entre otras cosas, de tortura y abuso de menores

  • Las autoridades han presentado un total de 38 cargos contra David y Louise Turpin
  • El abogado del condado habla de "depravación humana" y "abusos severos"
  • Los niños solo se duchaban una vez al año, no iban al médico ni recibían educación
  • Los Turpin se han declarado "no culpables" de todas las acusaciones

Por
El matrimonio Turpin mantuvo secuestrados a sus 13 hijos en condiciones insalubres

Las autoridades del condado de Riverside (California, Estados Unidos) han presentado este jueves un total de 38 cargos contra David y Louise Turpinla pareja que mantuvo secuestrados a sus 13 hijos en condiciones insalubres. Los cargos formulados incluyen 12 por tortura, 12 por detención ilegal, 7 por abusos a un adulto dependiente, 6 por abuso de menores y 1 por acto lascivo sobre un menor, imputado solo al progenitor.

El abogado del distrito Mike Hestrin ha calificado el caso de "depravación humana" antes de la vista oral, ya que a los niños se les negaba comida, higiene básica y tratamiento médico y eran castigados con palizas y estrangulamientos por detalles como lavarse las manos por encima de las muñecas.

De ser declarados culpables de todos los cargos, la pareja, que proyectaba una imagen de familia felizpodría afrontar hasta 94 años en prisión y están detenidos bajo fianza de 12 millones de dólares cada uno. No obstante, los dos se han declarado "no culpables" de todas las acusaciones. La próxima vista judicial tendrá lugar el 23 de febrero.

Detienen a una pareja por retener a sus 13 hijos malnutridos y encandenados en una casa en California

Torturas físicas, una ducha al año y maltrato psicológico

Hestrin ha explicado que los hijos eran atados durante semanas e incluso meses y que no eran liberados ni para ir al baño. Además, solo se les permitía ducharse una vez al año. 

"Los padres aparentemente compraban comida solo para ellos y no permitían a los niños comérsela", ha explicado. Por si fuera poco, Herstin ha explicado que los padres se "mofaban" de sus hijos, ya que acostumbraban a dejar tartas de manzana o calabaza en la encimera para que las miraran, pero nunca les permitían comersélas.

Todas las víctimas están desnutridas. La víctima de 29 años pesa 37 kilos", ha afirmado Hestrin, para quien se trata de un caso de "abuso físico y emocional severo". Con respecto a los castigos, según han explicado los rehenes a los investigadores, los padres empezaron a atarlos hace años a modo de reprimenda primero con cuerdas. Después de que uno consiguiera escapar, "pasaron a usar cadenas y candados", y también palizas y estrangulamientos.

El abogado también ha sugerido que la educación de los niños es deficiente, ya que muchos de ellos no tienen conocimientos básicos como qué son la Policía y la medicación. 

Ni visitas al médico, ni educación, ni juguetes

Los pequeños llevaban sin acudir al médico más de cuatro años y ninguno ha visitado nunca el dentista, según ha informado el letrado.  Además, "no se les permitía tener juguetes aunque se han encontrado varios en la casa con su envoltorio original y que nunca fueron abiertos", ha añadido. 

Al parecer, según los primeros datos de la investigación, el abuso empezó cuando la familia vivía en Fort Worth, en Texas, aunque no hubo ningún informe que señalara ningún tipo de maltrato en el momento. 

A pesar de que, según han relatado los padres de David y la hermana de Louise, el matrimonio aparentaba llevar una vida normal, con varios viajes a Disneylandia y a Las Vegas, una fotografía publicada en sus redes sociales ya hacía presagiar el desprecio por sus hijos: todos ellos llevaban la misma camiseta, cada una numerada como "cosa 1, cosa 2", sucesivamente hasta los 13 hijos.

Las autoridades de la localidad californiana de Perris todavía están intentando comprender qué motivos pudieron llevar a David y Louise a encerrar a sus trece hijos en casa y a llegar al extremo de encadenar a tres de ellos. Aunque la hija de 17 años que logró dar el aviso tuvo la suerte de conseguir liberar a sus hermanas, llevaba dos años intentando escapar, según ha explicado el letrado. 

Noticias

anterior siguiente