Enlaces accesibilidad

Pedro Sánchez llama a los 'barones' del PSOE para unificar su posición ante la financiación autonómica

  • Exigirán al Gobierno que se aborde cuanto antes la reforma del modelo territorial
  • C.Valenciana, Andalucía y Asturias se quejaron por aprobar antes el cupo vasco

Por
El PSOE defiende que no hay discrepancias en sus filas por el cupo vasco

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha llamado por teléfono este miércoles a los presidentes autonómicos socialistas para reforzar la "posición común" del PSOE ante la reforma del sistema de financiación autonómica.

Según fuentes de Ferraz, Sánchez ha hablado con "todos" los secretarios generales del partido una vez que en los medios de comunicación se ponía en duda el frente común de los socialistas en esta cuestión. Entre ellos, ha conversado con el presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, y la presidenta de la Junta andaluza, Susana Díaz, que se han puesto de acuerdo con su líder.

El líder del PSOE, según dichas fuentes, ha recordado a los dirigentes y presidentes autonómicos que exigirán al Gobierno que se aborde cuanto antes la reforma del modelo territorial y cumpla con el compromiso adquirido hace casi un año en el Conferencia de Presidentes, en el acuerdo de investidura con Ciudadanos, y con la ley que exige una actualización que lleva años aplazada por parte del Ejecutivo.

Susana Díaz, de viaje oficial en Bruselas, ha revelado la llamada de Sánchez y ha dicho que el líder del partido le ha trasladado que está "totalmente de acuerdo" con la petición de Andalucía y otras comunidades de que el Gobierno abra ya la negociación sobre el nuevo modelo de financiación. Sin embargo, Hacienda ha avanzado que no prevé que este año vaya a haber un acuerdo sobre financiación, más aún mediando las elecciones catalanas, porque no quieren que un acuerdo de mejora se pueda percibir como una concesión a los independentistas.

En las conversaciones se ha recordado a los presidentes regionales que "todo el mundo estaba de acuerdo" en el documento que se aprobó en Valencia el lunes con las líneas básicas que debe contener el nuevo modelo.

Fuentes de la Ejecutiva federal han indicado que este documento se remitió a todas las federaciones del partido así como a los consejeros de Hacienda de los gobiernos autonómicos del PSOE y "todos" respondieron favorablemente. Así, aseguran que en el PSOE hay una "posición común" ante esta cuestión.

Sin oposición al acuerdo por el cupo vasco

Los socialistas demandan que, al igual que se ha "actualizado" la financiación de un territorio, aludiendo al cupo que se aprobará para el País Vasco para los próximos cinco años, también debe abordarse la financiación "con el resto".

La principal objeción de la dirección del PSOE es que les hubiera gustado que la propuesta del Gobierno hubiera llegado antes que el nuevo cupo pactado entre el Gobierno de Rajoy y el Ejecutivo vasco -que conforman PNV y los socialistas vascos-. Desde Ferraz se defiende el respaldo que se ha dado al cupo vasco en el trámite parlamentario sin dejar de "exigir" al Gobierno que aborde la reforma del sistema de financiación para "actualizar" el modelo a todas las comunidades.

"Pero no podemos bloquearlo", advierten desde Ferraz a las voces del partido que, en privado, se quejan de que Sánchez no haya aprovechado la negociación del cupo y de los presupuestos generales del Estado para forzar a Rajoy a negociar un nuevo sistema de financiación autonómica. Los Gobiernos de Andalucía, Asturias y Comunidad Valenciana dejaron entrever su malestar por este hecho.

Sin embargo, el presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, ha asegurado este miércoles desde Alicante que la Comunidad Valenciana defenderá "con uñas y dientes" un nuevo modelo de financiación para conseguir que esté "antes de fin de año" y que el cupo vasco "no va en contra de los intereses de la Comunitat". "Tengo el compromiso del PSOE de que va a apoyar la propuestas valencianas al modelo de financiación", ha añadido.

Noticias

anterior siguiente