Enlaces accesibilidad

Pastas Gallo y La Bruixa d'Or también se van de Cataluña

  • Justifica la mudanza por la necesidad de operar "en un ambiente de estabilidad"
  • Su nuevo domicilio social está en una fábrica que posee en El Carpio, Córdoba
  • La Bruixa d'Or traslada su sede social a Navarra y la fiscal a Madrid

Por
Imagen de productos Gallo
La empresa nació en 1946 a partir de una fábrica de harinas de Rubí GRUPO GALLO

El Grupo Gallo, fabricante de pastas y harinas Gallo y la popular administración de loterías La Bruixa d'Or trasladarán su sede social fuera de Barcelona. 

En el caso de Gallo, ha decidido trasladar su sede social desde Barcelona al municipio cordobés de El Carpio, donde la empresa cuenta con su mayor planta de fabricación. Esta compañía es una de las más de 580 que ya han anunciado su salida de Cataluña desde el referéndum del 1-O.

En un comunicado, la compañía justifica el cambio en la necesidad de operar "en un ambiente de estabilidad” y en que la definición de Cataluña en el entorno europeo comunitario es "decisiva" para su posicionamiento.

Con el traslado, el grupo empresarial, que emplea a más de 400 personas, persigue “garantizar la seguridad jurídica y los intereses de los consumidores, clientes, empleados y accionistas” frente a la incertidumbre abierta por el proceso soberanista catalán.

Pastas Gallo fue fundada en 1946 por José Espona, a partir de la compra de una fábrica de harinas en Rubí (Barcelona).

En 1958, Espona adquirió un molino en la localidad cordobesa de El Carpio y lo transformó en una fábrica de pastas.

Pastas Gallo fue la primera empresa en ofrecer en España pastas de sémola de trigo duro, hasta entonces desconocidas en el mercado, y en poco más de una década se convirtió en la compañía de referencia de ese producto, con más de 100.000 puntos de venta en toda España.

La Bruixa d'Or, de Sort a Navarra

Por otro lado, la administración de lotería que más factura en España, La Bruixa d'Or de Sort (Lleida) trasladará su sede social a Navarra y su sede fiscal a Madrid.

Su propietario, Xabier Gabriel, ha dicho que no apoya la independencia, que ama Cataluña y se siente español y ha iniciado los trámites para trasladar la sede de todos sus negocios de lotería, que facturan 100 millones de euros al año. El lotero ha anunciado también que congela sus inversiones inmobiliarias, comerciales y turísticas en la región.

Gabriel ha avanzado que ha presentado cuatro denuncias ante los Mossos d'Esquadra por injurias contra él. "Han sido 15 días de persecución, 15 días de amenazas, 15 días de no dejar vivir, como persona he estallado contra cuatro cabecillas que han hecho creer que los insultos eran para toda la sociedad independentista, eso es una injuria", ha afirmado.

"Me han dicho que yo me tengo que ir de aquí, y menos por carta, los insultos me han llegado por muchos medios", ha agregado el lotero de la afamada administración de lotería, que ha hecho conocida en toda España a Sort, una pequeña población montañosa de Lleida con una población de unos 1.500 habitantes.

Noticias

anterior siguiente