Anterior La Fiscalía de Lleida pide 6 años de prisión para los padres de Nadia por un delito continuado de estafa Siguiente El primer juicio del 'caso de los ERE' arranca este miércoles con Chaves y Griñán en el banquillo Arriba Ir arriba
Un asteroide pasa a menos de 42.000 kilómetros de la Antártida

Un asteoride que 'roza' la Tierra pone a prueba la red de seguimiento planetaria

  • El pequeño asteroide 2012 TC4 pasa a 42.000 kilómetros de la Tierra

  • Pasa por encima de las órbitas de satélites y no hay riesgo de impacto

  • Su acercamiento sirve para probar el sistema internacional de seguimiento

|

Un pequeño asteroide, designado 2012 TC4, ha pasado este jueves, 12 de octubre, sin riesgo de colisión con la Tierra, a una distancia de aproximadamente 42.000 kilómetros, una distancia unas diez veces más pequeña que la que nos separa de la Luna, y justo por encima de la altura orbital de los satélites de comunicaciones. Sin peligro real de impacto, este encuentro con TC4 sirve a los 'cazadores' de asteroides de todo el mundo para probar su capacidad para operar como una red coordinada internacional de alerta de asteroides.

2012 TC4 tiene un tamaño entre 10 y 12 metros -se había estimado inicialmente que medía entre 15 y 30- y fue descubierto por el Telescopio Panorámico y el Sistema de Respuesta Rápida (Pan-STARRS) en Hawai en 2012. Pan-STARRS realiza un estudio de objetos cerca de la Tierra financiado por el Programa de Observaciones NEO de la NASA, un elemento clave de la Oficina de Coordinación de la Defensa Planetaria de la NASA. Sin embargo, 2012 TC4 viajó fuera de la gama de telescopios de seguimiento de asteroides poco después de que fue descubierto.

Esta campaña es un esfuerzo de equipo que involucra más de una docena de observatorios, universidades y laboratorios alrededor del mundo para aprender de manera colectiva el estado de las capacidades de observación de objetos cercanos a la Tierra.

"Creo que el ejercicio es un gran éxito", ha dicho Detlef Koschny, cordirector del departamento de la Agencia Espacial Europea (ESA) que analiza este tipo de objetos. "Hemos hecho como si se tratara de un objeto crítico (que no era el caso) y nos hemos ejercitado para el intercambio de información, utilizando los telescopios y los sistemas de radar. Estábamos bien preparados y la mayor parte de las observaciones y comunicaciones han funcionado como estaba previsto", ha explicado.

Así, un sistema de radar en Puerto Rico no funcionó debido a los daños que provocó el huracán María, pero otro sistema en Estados Unidos pudo usarse en su lugar. "Esa es la razón por la que hacemos este ejercicio, para que no nos pillen por sorpresa este tipo de cosas".

Un asteroide descubierto en 2012

Sobre la base de las observaciones que pudieron hacer en 2012, los seguidores de asteroides predijeron que debería volver a la vista en el otoño de 2017. Los observadores de la ESA y el Observatorio Europeo Austral fueron los primeros en recapturar 2012 TC4 a finales de julio 2017, usando uno de sus grandes telescopios de ocho metros de apertura. Desde entonces, observadores alrededor del mundo han estado rastreando el objeto mientras se aproxima a la Tierra y reportan sus observaciones a la NASA.

El asteroide, más pequeño que el bólido que se desintegró cerca de la ciudad rusa de Chelyabinsk en 2013 y provocó 1.300 heridos -la mayoría por cortes provocados por cristales-, era "muy brillante y reflejaba aproximadamente el 40% de su luz", y rota sobre sí mismo en 12 minutos, lo que indica "que es rápido". La observación de los telescopios participantes ha permitido caracterizar al 2012 TC4 como un objeto rocoso, no de hierro.

Esta "prueba" de lo que se ha convertido en un sistema global de alerta temprana de impacto de asteroides es un proyecto voluntario, concebido y organizado por observadores de asteroides financiados por la NASA y apoyado por la Oficina de Coordinación de Defensa Planetaria de la NASA (PDCO).

Ningún asteroide conocido afectará a la Tierra en 100 años

En cualquier caso, no se prevé que ningún asteroide actualmente conocido afecte a la Tierra durante los próximos 100 años. El propio 2012 TC4, que tarda 609 días en dar una vuelta al Sol, no se cruzará con la Tierra hasta 2079.

En septiembre, los observadores de asteroides pudieron realizar una "pre-prueba" de seguimiento coordinado del acercamiento cercano de un asteroide mucho más grande conocido como 3122 Florence.

Florence, uno de los NEO (Near Earth Asteroid o Asteroide Cercano a la Tierra) más grandes conocidos, con 4,5 kilómetros de tamaño, pasó por la Tierra el 1 de septiembre a 18 veces la distancia entre la Tierra y la Luna. Las observaciones coordinadas de este asteroide revelaron, entre otras cosas, que Florence tiene dos lunas.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente