Enlaces accesibilidad

La Comisión prevé que la inflación crezca en la Unión Europea desde el 0,3% al 1,8% en 2017

  • La economía de la UE crecería una décima más en 2017 y 2018
  • Moscovici destaca el crecimiento europeo por quinto año consecutivo

Por
Moscovici, en la presentación de las previsiones de primavera de 2017
Moscovici, en la presentación de las previsiones de primavera de 2017 AFP PHOTO / THIERRY CHARLIER

La economía de la Unión Europea (UE) crecerá un 1,9% durante 2017 y 2018, mientras que la de la eurozona lo hará en un 1,7% este año y en un 1,8% en 2018, según las previsiones de primavera publicadas este jueves por la Comisión Europea (CE).

Pero el incremento más notable tiene que ver con los precios que pasarán de marcar una tasa de inflación del 0,2% en 2016 al 1,6% en 2017 y al 1,3% en 2018, mientras que en el conjunto del club comunitario crecerá desde el 0,3% del año pasado hasta el 1,8% este ejercicio y el 1,7% en el próximo. La Comisión adjudica esta escalada al aumento del precio del petróleo que, sin embargo, prevé que se modere a medio plazo.

En sus anteriores previsiones, publicadas en febrero, el Ejecutivo comunitario había anunciado un alza del producto interior bruto (PIB) del 1,8% durante 2017 y 2018 en el conjunto de la Unión Europea, frente al 1,6% y 1,8% de los diecinueve países que comparten la moneda única.

"Europa está entrando en su quinto año consecutivo de crecimiento, apoyado en políticas monetarias acomodaticias, negocios robustos, confianza de los consumidores y un mejorado comercio global. También es una buena noticia que la elevada incertidumbre que ha caracterizado los últimos doce meses empiece a desaparecer", aseguró el comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici.

Todas las economías de la UE registrarán crecimiento durante 2017 y 2018, según las proyecciones comunitarias, que también destacan un contexto global marcado por la resistencia de la economía china a plazo corto y la contribución de la recuperación de los precios de las materias primas en otros países emergentes.

La tasa de paro en 2018 será como en 2009

En el ámbito laboral, la Comisión espera que la tasa de paro en el área del euro se reduzca desde el 10% en 2016 al 9,4% en 2017 y el 8,9% en 2018, el nivel más bajo desde el inicio de 2009.

Por lo que a los Veintiocho se refiere, el desempleo se contraerá desde el 8,5% en 2016 al 8% este año y al 7,7% en 2018, la menor cifra desde finales de 2008.

Descenso del déficit público al 1,4%

El Ejecutivo comunitario también contempla un descenso del déficit público del área del euro en los próximos años, desde el 1,5% del PIB en 2016 hasta el 1,4% en 2017 y el 1,3% en 2018.

En el conjunto de la Unión, el indicador se reducirá desde el 1,7% anotado el año pasado al 1,6% en 2017 y el 1,5% en 2018.

Respecto a la deuda pública, Bruselas prevé que descienda del 91,3% del PIB durante 2016 al 90,3% durante 2017 y al 89% durante 2018 en los diecinueve países que comparten el euro.

En los Veintiocho, pasará del 85,1% del PIB el año pasado al 84,8% en 2017 y al 83,6% en 2018.

La Comisión considera "elevada" la deuda pública

Pese a admitir la reducción de la incertidumbre, el Ejecutivo reconoció en un comunicado que esta aún es "elevada", pero subrayó que los "riesgos" son ahora "más equilibrados".

En el ámbito externo, la Comisión apuntó a la futura política económica y comercial de Estados Unidos y a las tensiones geopolíticas "en sentido amplio".

Igualmente, destacó el ajuste económico de China, la salud del sistema bancario europeo y las negociaciones sobre la salida del Reino Unido de la Unión Europea como factores de riesgo.

Noticias

anterior siguiente