Anterior Al menos 16 soldados afganos muertos por error en un ataque del Ejército americano Siguiente El tren de Rigoberto Urán tiene parada en el Vélodrome de Marsella Arriba Ir arriba
La vista desde el interior de los coches ofrece momentos espectaculares.
La vista desde el interior de los coches ofrece momentos espectaculares. SIE

'Driveclub VR': inmersión total

  • El juego de PlayStation VR mete al jugador de lleno en las carreras

  • Permite disfrutar de más de 80 coches y 114 circuitos

  • El recorte en los gráficos empaña unos paisajes espectaculares

|

Si alguna vez has soñado con pilotar un superdeportivo, tu sueño está más cerca. Driveclub VR nos coloca al volante de los coches que hemos conducido en otros juegos en la que es hasta ahora la experiencia más inmersiva de la realidad virtual de Sony.

El título de Evolution Studios toma la base de juego social que tenía el Driveclub para PlayStation 4 y nos lleva a escenarios de Canadá, Chile, Escocia, Noruega, India y Japón. Aunque se han añadido algunos trazados urbanos respecto al título original, la mayoría de los 114 circuitos son en paisajes montañosos. La espectacularidad de los enclaves es uno de los puntos fuertes de un juego en el que los desarrolladores han optimizado al máximo la profundidad de campo de la realidad virtual.

La belleza está en el interior

Lo que más impresiona de Driveclub VR es la sensación de estar sentado en la cabina de auténticos cochazos. Antes de comenzar cada carrera podemos ajustar en altura y profundidad nuestra posición respecto al volante y el salpicadero. Si queremos, también tenemos la oportunidad de echar un vistazo al interior y fijarnos hasta en los detalles de los asientos traseros antes de iniciar la marcha. Un lujo para los amantes del automovilismo.

'Driveclub VR' 'Driveclub VR'

La modalidad principal del juego, el ‘Tour’, se compone de tres tipos de eventos: carrera contra siete rivales controlados por la máquina, contrarreloj y derrapes. Dentro de cada prueba nos encontraremos con tres clases de desafíos “en directo” para batir las marcas de otros jugadores. Consisten en superar la velocidad media en un tramo, lograr la mejor trazada y conseguir la mayor puntuación en derrapes. Este aspecto de reto constante es el que hace que Driveclub VR sea uno de los títulos más rejugables del lanzamiento de PlayStation VR. Todo lo que hagamos bien en el circuito nos dará puntos de fama y nos permitirá desbloquear nuevos coches. Además, ayudaremos a nuestro club a progresar en la clasificación mundial online.

El control es un tanto arcade no existen grandes diferencias entre el manejo de un vehículo y otro, más allá de las distintas destrezas que requieren los coches con tracción delantera, trasera o total. Parece evidente que se ha primado la diversión directa sobre la simulación. Aún así, el juego te llevará a sentirte como un piloto de verdad cuando compruebes por el retrovisor cómo se acercan tus rivales o cuando en pleno derrape mires por la ventana hacia el interior de la curva para no salirte.

Disfruta del paisaje, ya seas piloto o copiloto

Una de las características más notables del juego es la posibilidad de explorar los coches y el entorno en el que se desarrollan las pruebas. Podemos examinar los vehículos de nuestro garaje desde cualquier punto de vista con las gafas de realidad virtual y vivir la repetición de cada carrera desde el asiento del copiloto. Además, el modo ‘Crucero’ permite recorrer cada circuito sin la presión del cronómetro y los rivales. Hay sensaciones increíbles, como ver cómo la luz entra por la luna lateral y se refleja en el salpicadero.

'Driveclub VR', una de las experiencias más intensas en Playstation VR 'Driveclub VR'

Pero no todo es positivo en estas primeras carreras de PlayStation VR. El nivel gráfico ha bajado considerablemente respecto al Driveclub original y se han recortado efectos como la lluvia. Tanto los paisajes como los coches tienen un aspecto más cercano a los juegos de la generación anterior de consolas. Esto se nota especialmente en las carreras nocturnas, que pueden ser un tanto molestas por la falta de definición.

Con todo, Driveclub VR es una notable toma de contacto con la conducción virtual. Tiene aspectos técnicos mejorables pero ofrece horas de diversión con su propuesta de juego social con desafíos constantes.

El título de Evolution Studios nos lleva a escenarios de Canadá, Chile, Escocia, Noruega, India y Japón. SIE El título de Evolution Studios nos lleva a escenarios de Canadá, Chile, Escocia, Noruega, India y Japón. SIE

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente