Anterior Se cumplen nueve años del accidente de Spanair Siguiente Los Mossos investigan los restos biológicos de una tercera persona entre los escombros de Alcanar Arriba Ir arriba
El exsecretario general del PP de Madrid Francisco Granados
El exsecretario general del PP de Madrid Francisco Granados. EFE

El juez Velasco prorroga la prisión preventiva para Granados por un máximo de dos años más

  • Considera que sigue teniendo una gran cantidad de dinero oculto y podría huir

  • Atiende a la petición de Anticorrupción a la que se han adherido las acusaciones

  • El exdirigente del PP de Madrid pide al juez prestar una nueva declaración 

|

El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha prorrogado hasta un máximo de dos años más la prisión provisional del exconsejero y exdirigente del PP de Madrid Francisco Granados, que lleva dos años encarcelado como presunto cabecilla de la trama de corrupción del caso Púnica, por lo que alcanzaría el top de cuatro años previsto en la ley para mantener a una persona en prisión preventiva.

Según indica el juez en un auto, Granados sigue disponiendo de una manera oculta de una cantidad elevada de dinero y el magistrado teme que se pueda sustraer a la acción de la justicia.

El magistrado atiende así la petición de la Fiscalía Anticorrupción que este miércoles había solicitado la prórroga por dos años más de la prisión provisional acordada en 2014 contra el presunto cabecilla de la trama, investigado por los delitos contra la Hacienda Pública, blanqueo de capitales, integración en organización criminal, tráfico de influencias, cohecho, malversación de fondos, prevaricación y fraude.

Riesgo de fuga

En su auto, el juez argumenta que además de los fondos en metálico localizados en Suiza al entorno del exmandatario, los bienes incautados y el efectivo en metálico (un millón de euros encontrados ocultos en el interior de un armario de casa de sus suegros), Granados sigue disponiendo "de una manera oculta de una gran cantidad todavía elevada de dinero que la investigación todavía no ha sido capaz de decomisarle".

Este dinero posibilitaría, según el titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 que, en caso de ser puesto en libertad, Granados pudiera fácilmente sustraerse a la acción de la justicia.

Para tomar esta decisión el juez ha tenido en cuenta también la no colaboración con la investigación y el "apoyo ideologizado" por parte de determinadas personas que incluso han destruido pruebas --documentos quemados o triturados en el ayuntamiento de Valdemoro--.

Esta situación de riesgo podría aumentar con Granados en libertad, con una presión mas directa y presencial por parte del investigado según detalla el juez en su auto.

Además, el juez incide en que "se le atribuye ser el líder de una trama organizada dedicada a una actividad delictiva grave, estando inmerso en un procedimiento complejo que requiere asegurar su presencia para un eficaz esclarecimiento de los hechos en la vista oral".

El juez considera además que el arraigo en España del que ha hecho mención el propio Granados durante la vista no es "un factor determinante que evite o impida el riesgo de huída, facilitable por el dinero que debe tener eludido todavía, parte fuera de España".

Granados pide volver a declarar

Tras la vista celebrada para estudiar este asunto, en la que el exsecretario general del PP en Madrid estuvo presente tras ser trasladado desde la prisión de Estremera, en Madrid, su abogado Carlos García de Ceca, ha manifestado que su cliente está dispuesto a declarar de nuevo "para concretar algunas cosas".

Granados ha comparecido ante el juez para exponer los argumentos por los que, a su juicio, debería quedar en libertad a la espera de juicio, cuando se cumplen dos años de su entrada preventiva en prisión, el 31 de octubre de 2014.

Fuentes presentes en la declaración han señalado que Granados ha manifestado ante el juez Central de Instrucción número 6 que no tiene intención alguna de fugarse porque tiene "madre e hijos" y que no persiste por tanto razón alguna para que siga en la cárcel de Estremera (Madrid) donde lleva casi dos años encerrado de forma preventiva.

Sin embargo, el fiscal se ha opuesto y ha pedido al juez que prorrogue la prisión provisional de Granados para garantizar su presencia en el juicio y evitar que se sustraiga a la acción de la Justicia.

Las acusaciones personadas en la causa se han adherido a la petición del fiscal para que Granados continúe en la cárcel mientras que su defensa ha solicitado su puesta en libertad.

El pasado julio, la Audiencia Nacional confirmó la decisión del juez Velasco de denegar la salida de Granados al entender que existía riesgo de que destruyera pruebas, influyera en testigos o se fugara gracias al "patrimonio oculto" que sospecha que posee.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente