Enlaces accesibilidad

Hacienda da 15 días a las autonomías que no cumplieron con el objetivo de déficit público para que limiten su gasto

  • Aumenta la condicionalidad a las comunidades autónomas para adherirse al FLA
  • La mayoría de las regiones rechazan las restricciones impuestas por Hacienda
  • Cataluña, Comunidad Valenciana y Castilla y León rechazan hacer más recortes

Por
Hacienda da 15 días a las CCAA que no cumplieron el déficit para que limiten su gasto

El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas en funciones, Cristóbal Montoro, ha enviado cartas a doce comunidades autónomas que no cumplieron con el objetivo de déficit público en 2015. En ellas, emplaza a las autonomías a limitar su gasto, a aprobar en 15 días un acuerdo de no disponibilidad de crédito y a elaborar un plan económico-financiero que será valorado con el Ministerio en colaboración con la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef).

En total, Montoro ha remitido trece cartas a otras tantas comunidades autónomas, todas salvo Canarias, País Vasco (ambas cumplidoras con el objetivo de déficit), Navarra y La Rioja (estas dos últimas cerraron por encima del objetivo). A Galicia -pese a cumplir con el déficit- el Ministerio también le ha remitido una carta, en la que señala que por primera vez también ha incumplido el período medio de pago a proveedores por lo que le recuerda que debe actualizar su plan de tesorería.

Con esto, el Gobierno central inicia la aplicación de la Ley de Estabilidad Presupuestaria que prevé -"cuando resulte necesario" para dar cumplimiento a los compromisos de consolidación fiscal- que el Estado ejerza las competencias en materia de tributos cedidas a las autonomías, como ya ha ocurrido con Aragón y Extremadura.

Montoro ha insistido en el Congreso que no se pide a las autonomías que hagan nuevos recortes, sino que usen los recursos adicionales (unos 10.000 millones de euros entre la liquidación del sistema de financiación y el ahorro en intereses) que están recibiendo en 2016 para reducir el déficit y no para gastar más. Y ha anunciado que su Departamento estudia medidas "ventajosas" y de reconocimiento para las comunidades autónomas cumplidoras con los objetivos de déficit, con el fin de que les suponga una mejor financiación.

La mayoría de las comunidades rechazan hacer nuevos ajustes

La mayoría de las comunidades autónomas ya han mostrado su rechazo a nuevos ajustes y recortes. Es el caso, por ejemplo, de Cataluña, Comunidad Valenciana, Aragón, Asturias, Castilla y León, Cantabria y Andalucía, que han subrayado que no hay ajuste posible y que han acusado a Montoro de amedrentar y amenazar a las regiones.

El vicepresidente y conseller de Economía de la Generalitat catalana, Oriol Junqueras, ha calificado la exigencia de la no disponibilidad de crédito de una "arbitrariedad" que es "inaplicable". Y ha asegurado que mantiene contactos "políticos" y "técnicos" con el Ministerio para que precise la cuantía de esa no disponibilidad.

"Si no concreta una cifra es muy difícil tomar una decisión. Si la concreta, es evidente que hay decisiones que nosotros no podemos tomar", ha dicho Junqueras. "Por muchos requerimientos que recibamos, no aplicaremos ningún recorte añadido a las políticas sociales, recortes a los que nos ha obligado el Ministerio de Hacienda. Por mucho que insistan en esta línea, no cerraremos hospitales ni colegios ni servicios sociales", ha zanjado.

Pese a afirmar que el Govern no recortará más, Junqueras ha dicho que la carta tendrá consecuencias sobre los presupuestos de 2016 que está elaborando su departamento: "Es evidente que tiene consecuencias sobre todo. ¿Qué haremos? Defender nuestros servicios básicos con todas las herramientas que tengamos a nuestro alcance".

Desde la Generalitat valenciana, su vicepresidenta, Mónica Oltra, ha afirmado que "no hay ajuste posible" y ha acusado al ministro de Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro, de "amedrentar" a las comunidades autónomas. "Se aburre", ha dicho, y por ello envía cartas para "amenazar" a las comunidades, al tiempo que ha lamentado que a través de estas misivas "dice lo que no se atreve a decirle a la cara al presidente cuando va a reunirse con él", algo que "no es correcto ni en política ni en ningún ámbito de la vida".

Para Oltra, el ministro debería "dejar de amenazar y garantizar la suficiencia financiera de las comunidades autónomas" como la valenciana que están "profundamente perjudicadas por un sistema de financiación caducado desde hace más de un año y que es responsabilidad de este gobierno en funciones no haberlo renovado".

En Andalucía, la presidenta de la Junta, Susana Díaz, ha descartado llevar a cabo nuevos recortes -que en el caso de esta región ha cifrado en 600 millones- y ha preguntado al ministro de Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro, si la actitud de "intimidar" a las comunidades autónomas se produce como consecuencia de que Bruselas le haya dado "un ultimátum" a España "para modificar alguna promesa electoral ligerilla como la reforma fiscal". "Si es así, todos los ciudadanos tenemos que saberlo ahora y no enterarnos dentro de tres meses", ha apuntado.

Mientras, la consejera de Economía y Hacienda de la Junta de Castilla y León, la 'popular' Pilar del Olmo, ha asegurado que -a falta de estudiarlo en profundidad- la región "no está en disposición de recortar en ningún sitio", los 328 millones de euros que Hacienda les ha comunicado que no podrá disponer en 2016. "Espero que el ministro tenga un poquito de sensibilidad y reevalúe el reparto del déficit", porque "evidentemente" Castilla y León no va cumplir el objetivo de déficit del 0,3% este año.

Desde Extremadura, el presidente de la Junta, Guillermo Fernández-Vara, ha señalado que "la gente está desconcertada" después de recibir la carta por parte de un Gobierno en funciones. Así, ha lamentado "que se haya estado sin hacer nada durante casi 18 meses y ahora de golpe y porrazo aparezca esto (la carta)" cuando existe "un Gobierno en funciones" y "a tres semanas de presentar la evaluación de la estabilidad del reino de España a Europa".

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha críticado el nuevo "ajuste" del Ministerio de Hacienda y que el Ejecutivo central siga "apretando las tuercas a las comunidades autónomas". Y ha asegurado que él no se siente "ni moral ni políticamente capaz de recortar ni un euro más" a políticas sociales.

Mientras, el Gobierno de Cantabria ha asegurado que no tiene previsto "de momento" hacer "ningún ajuste" en su presupuesto. El presidente de la región, Miguel Ángel Revilla, ha subrayado que Cantabria ha hecho un "esfuerzo enorme" para ajustarse "lo más posible" a las "imposiciones que llegan" desde Bruselas y el Gobierno de España, pero lo que no se va a hacer "en ningún momento" es "dejar de atender" los servicios mínimos de la Comunidad.

Ante esta situación y el "clamor" de todas las comunidades, Revilla ha insistido en que Cantabria va a coordinarse "con muchas más autonomías" para hacer un frente común ante "el despeje del balón" del ministro del ramo, Cristóbal Montoro, para "largarnos la pelota a las comunidades autónomas, que no somos en absoluto culpables de esta situación".

Aumenta las condiciones a las autonomías acogidas al FLA

Cristóbal Montoro ha anunciado además que se han aprobado nuevas condiciones que deberán cumplir obligatoriamente las comunidades adheridas al Fondo de Liquidez Autonómico (FLA) para controlar el gasto y asegurar el cumplimiento de los objetivos de estabilidad este año.

El responsable de Hacienda en funciones ha explicado que las comunidades que se benefician del FLA tendrán que adherirse al instrumento de apoyo a la sostenibilidad del gasto sanitario y farmacéutico previsto en la Ley General de Sanidad y deberán detallar medidas "que deberán aplicar obligatoriamente si incumplen el límite de gasto sanitario". También tendrán que unirse al protocolo firmado con Farmaindustria.

También se ha acordado la obligación de informar sobre sus facturas y sobre el estado de tramitación de éstas a través de una conexión permanente al sistema de facturas electrónicas de la Administración (FACe), como ya se hizo con Cataluña el pasado mes de noviembre.

Por otra parte, se exigirá al Interventor General de las comunidades autónomas que remita al Ministerio, junto con el proyecto de presupuestos, informes sobre el cumplimiento del objetivo de estabilidad presupuestaria, deuda y regla de gasto.

A ello se unirá que, con periodicidad mensual, se actualicen esos informes a los que añadirá información de la ejecución del acuerdo de no disponibilidad, documentos que deberán publicarse al día siguiente de su remisión al Ministerio.

Noticias

anterior siguiente