Anterior Simeone: "Nos cuesta cuando se nos encierran y esperamos un Deportivo así" Siguiente La mayoría de Feijóo, la hegemonía de la izquierda y otras claves de las elecciones gallegas Arriba Ir arriba
Las ondas gravitatorias detectadas proceden de una fusión de agujeros negros.
Las ondas gravitatorias detectadas proceden de una fusión de agujeros negros.

Stephen Hawking: "La detección de las ondas gravitacionales descubre una nueva forma de mirar al universo"

  • Este hallazgo "tiene el potencial de revolucionar la astronomía", señala

  • "Podríamos incluso ver los restos del Universo primordial", dice el físico

  • Estas ondas permitirán estudiar los agujeros negros con mayor precisión

|

El físico Stephen Hawking ha afirmado que la detección de las ondas gravitacionales, la última predicción que quedaba por comprobar de las teorías de Albert Enstein, abre la puerta a "una nueva forma de mirar el universo". "La capacidad de detectarlas tiene el potencial de revolucionar la astronomía", señaló a la BBC el físico teórico de 74 años, experto en el campo de los agujeros negros.

La detección de estas ondas supone además "la primera prueba de un sistema binario de agujeros negros y la primera observación de agujeros negros fusionándose", afirmó Hawking.

El científico inglés es experto en agujeros negros y se ha mostrado entusiasmado porque las ondas permitan conocer el comportamiento de estos objetos a lo largo de su vida con mayor precisión. "Además de probar la Teoría de la Relatividad General, podemos esperar ver agujeros negros a lo largo de la historia del Universo. Podríamos incluso ver los vestigios del Universo primordial, durante el Big Bang", gracias a las ondas gravitacionales, ha subrayado el físico.

Hawking ha indicado que "la información transportada en la onda gravitacional es exactamente la misma que cuando el sistema lo envió" en un tiempo lejano, algo que, según ha indicado "es algo poco común en astronomía".

Así, ha indicado que "no se puede ver la luz de regiones enteras de la Vía Láctea, debido al polvo que se encuentra en el camino", igual que no se puede observar "la primera parte del Big Bang debido a que el Universo fue opaco durante un tiempo".

Un "viaje fascinante"

La investigadora de la Universidad de Glasgow Sheila Rowan, que ha participado en el proyecto LIGO que ha detectado las ondas, describió su trabajo como un "viaje fascinante". "Estamos sentados aquí en la Tierra observando cómo las costuras del Universo se estiran y se comprimen debido a una fusión de agujeros negros que ocurrió hace más de mil millones de años", reflexionó Rowan.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente