Anterior Puigdemont pregunta a Montoro si responderá con su patrimonio por la "amnistía fiscal ilegal" Siguiente La Guardia Civil registra el Parlament de Cataluña en busca de datos sobre el caso del 3% y el exconseller Gordó Arriba Ir arriba
Comité Federal del PSOE del 28 de diciembre de 2015
Comité Federal del PSOE del 28 de diciembre de 2015 PSOE

El PSOE adelanta el Congreso a mayo por la presión de las federaciones críticas

  • Habrá primarias el 8 de mayo para elegir al secretario general

  • El Congreso será del 20 al 22 de mayo, un mes antes de lo que quería la Ejecutiva

  • De esta manera, se celebraría antes de otras posibles elecciones generales

|

La Ejecutiva del PSOE ha aceptado adelantar el 39º Congreso del partido a finales de mayo tras la petición de algunas federaciones, que no se habían mostrado conformes con la decisión de la dirección de convocarlo para mediados de junio.

Después de las discrepancias que surgieron en la noche del viernes, la dirección de Pedro Sánchez propondrá al Comité Federal adelantar a los días 20, 21 y 22 de mayo el congreso. El 8 de mayo se celebrarían las primarias entre los militantes para elegir al secretario general del POSE

El adelanto del cónclave, en el que se decidirá si Pedro Sánchez continúa como secretario general o se elige a otro candidato, supone que se celebre antes de unas posibles segundas elecciones generales, en caso de que fuera necesario repetirlas.

Cambios si hay elecciones

Ese calendario está sujeto a las interferencias que puedan surgir por la formación de Gobierno y la posibilidad de que finalmente se tengan que repetir las elecciones generales. En ese caso, el PSOE tendría que celebrar antes unas primarias abiertas para elegir a su candidato a la Presidencia del Gobierno, lo cual podría retrasar todo lo demás.

Los cálculos de la dirección socialista estiman que Pedro Sánchez consiga aglutinar una mayoría de cambio para someterse a un debate de investidura y llegar a ese Congreso como presidente del Gobierno sin mayores problemas para ser reelegido secretario general del partido.

No obstante, en el caso de que haya una nueva convocatoria de elecciones, de manera "automática" se convocarían las primarias para elegir al candidato a la Presidencia de Gobierno.

Parte de las diferencias a la hora de elegir la fecha para el Congreso se debía a ese escenario ya que, en el caso de nuevas elecciones, si se adelantaba a abril el Congreso podría ser que hubiera un nuevo secretario general y, por tanto, candidatos diferentes a Sánchez.

Consenso de última hora para acordar una fecha

La Ejecutiva, que hablaba siempre de celebrar el Congreso en primavera, quería estirar el plazo lo máximo posible para evitar dudas en el liderazgo de Pedro Sánchez.

En una reunión el viernes por la noche con secretarios de organización territoriales, la dirección planteó que la asamblea fuera el 17, 18 y 19 de junio, pero federaciones como Andalucía, Comunidad Valenciana, Asturias y Aragón expresaron su malestar al ser partidarias de anticiparla a mayo, planteando así la posibilidad de elegir a otro candidato que no sea Sánchez.

De modo que este sábado, antes del Comité Federal, y para evitar una previsible derrota de la dirección socialista a su propuesta, se ha cerrado una fecha que pudiera aceptar una amplia mayoría en el máximo órgano del partido.

El liderazgo del PSOE, de nuevo a escena

La fecha del Congreso ha reactivado la discusión sobre el liderazgo de Pedro Sánchez, bajo cuyo timón el PSOE ha empeorado su resultado en las elecciones generales y ha alcanzado un nuevo suelo de escaños tras la derrota de Rubalcaba en 2011.

No obstante, Sánchez ya ha anunciado que se presentará a la reelección y que será en las primarias donde se enfrentará con quienes aspiren también a liderar el PSOE.

De este modo, en el debate de este Comité Federal, del que se esperaba que saliera un acuerdo sobre la política de pactos del PSOE de cara a la formación de gobierno en medio de la actual incertidumbre en el escenario político, han emergido también con fuerza las tensiones internas.

Sobre esta cuestión mostró su escepticismo el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, quien ha asegurado que ha acudido al Comité Federal no para hablar del Congreso, sino del problema de los ciudadanos y de cómo formar gobierno.

"Llevamos cuarenta días y cuarenta noches desde las elecciones y hemos tenido tiempo para hablar de nosotros, para hablar de nosotros, para hablar de nosotros y para hablar de escaños, y no hemos tenido ni un solo minuto los partidos para hablar de los problemas de la gente", se ha lamentado.

El último Congreso ordinario tuvo lugar en febrero de 2012, cuando Pérez Rubalcaba fue designado secretario general, ya que la asamblea en la que se eligió a Sánchez en julio de 2014 tuvo carácter extraordinario.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente