Anterior El presidente de Polonia veta la controvertida reforma de la justicia de su propio Gobierno Siguiente Unanimidad parlamentaria para sentar las bases del pacto de Estado contra la violencia de género Arriba Ir arriba
 El candidato republicano, Donald Trump, ofrece un mítin en New Hampshire.
El candidato republicano, Donald Trump, ofrece un mítin en New Hampshire. REUTERS/Gretchen Ertl

Trump bate récord en una nueva encuesta y dispara las alarmas en el 'establishment' republicano

  • Según el último sondeo nacional, el 41 % de los votantes republicanos le respalda

  • La clase dirigente del partido se impaciente ante la falta de alternativas al magnate

|

El auge de Donald Trump en las encuestas dispara las alarmas en la clase dirigente del Partido Republicano, que ven cómo se acaba el tiempo para que surjan alternativas creíbles al excéntrico magnate en la carrera a la Casa Blanca.

Trump ha alcanzado un nuevo récord de intención de voto: 4 de cada 10 votantes conservadores le dan su apoyo, según una nueva encuesta de la cadena CNN publicada este martes.

Según el sondeo, el 41 % de los votantes republicanos a nivel nacional respalda la candidatura del multimillonario a la Presidencia, más del doble que su competidor más cercano, el senador por Texas Ted Cruz, quien obtuvo el 19 % de apoyo. Ningún otro candidato republicano para las primarias, que darán su pistoletazo de salida la semana próxima en Iowa, alcanzó los dos dígitos. El senador por Florida Marco Rubio alcanzó el 8 %, mientras que el neurocirujano Ben Carson logró el 6 %, y exgobernador de Florida Jeb Bush el 5 %. El resto de aspirantes se quedó por debajo de esa cifra.

El sondeo indica además que el multimillonario lidera también las encuestas tanto entre hombres como entre mujeres, así como entre los más jóvenes y los de mayor edad, además de entre los blancos que profesan la religión evangélica. Aunque también a la cabeza de los candidatos, el multimillonario flaquea sin embargo entre los graduados universitarios, que le dan un 26 % de apoyo frente a un 20 % a Cruz; y entre los simpatizantes del Tea Party, el ala más conservadora del partido, donde obtiene un 37 % frente a un 34 % para el senador por Texas.

El apoyo de la ex gobernadora de Alaska, Sarah Palin, ha impulsado aún más a un Trump exultante, que no deja de crear polémica con sus declaraciones. El último aliado en su carrera a la Presidencia es el líder evangélico Jerry Falwell, presidente de la Universidad Liberty de Virginia.  

Donald Trump, el 'intruso' de la política tradicional que lidera las encuestas republicanas

Todos contra todos

"Hay una creciente sensación de urgencia entre los donantes de que los candidatos más débiles necesitan salir y empujar hacia delante", ha dicho Steven Law, el presidente de American Crossroads, un supercomité de acción política (conocido como Super PAC, en inglés), según recoge The New York Times. 

Los líderes del establishment republicano  -compuestos por funcionarios electos, grupos de presión y donantes- se impacientan al ver cómo Trump y Cruz lideran la contienda de cara a los caucus de Iowa del próximo lunes, que darán el pistoletazo de salida a las primarias. Y advierten a candidatos como el exgobernador de Florida, Jeb Bush, de que deberá retirarse si no muestra fortaleza pronto.

Los halcones del partido también esperaban que uno de sus candidatos preferidos, como el senador Marco Rubio de Florida, ya habría escalado en las encuestas y se habría erigido en un contendiente fuerte al que apoyar. Pero no ha sido así y, de momento, sólo cosecha el 8% de apoyos.

Los ataques entre candidatos han sido feroces en la última semana. "Los candidatos de la clase dirigente republicana y sus aliados se han gastado aproximadamente 35 millones de dólares en atacarse los unos a los otros, y no hay ninguna señal de que vayan a ceder a corto plazo", señala el diario norteamericano. 

Y mientras se enredan en una pela de todos contra todos, Trump se jacta de haberse subido a un pedestal del que nadie se atreve a bajarle. "Tengo a la gente más leal, ¿Alguna vez habéis visto algo así? Podría pararme en mitad de la Quinta Avenida y disparar a gente y no perdería votantes", dijo el domingo. Dos días después, no sólo ha mantenido a los apoyos si no que se ha granjeado nuevo.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente