Enlaces accesibilidad

Los equipos de rescate buscan a más de 30 refugiados desaparecidos en el naufragio de su barca en Grecia

  • Ocho personas, entre ellas cinco niños, fallecieron frente la isla de Lesbos
  • La embarcación de madera llevaba a más de 280 personas a bordo 
  • Los naufragios se suceden en las islas griegas cercanas a Turquía

Decenas de desparecidos al hundirse una barcaza de refugiados frente a la costa griega

La Guardia Costera de Grecia busca este jueves a más de 30 refugiados que desparecieron en el naufragio de su embarcación frente a la costa norte de la isla griega de Lesbos, una de las mayores tragedias marítimas ocurridas durante la actual crisis de los refugiados que tratan de alcanzar Europa.

La barca de madera se hundió a última hora del miércoles cuando se encontraba a unos tres kilómetros de la costa griega con más de 280 personas a bordo, que intentaban alcanzar desde Turquía el territorio de la Unión Europea.

Aunque las causas de la tragedia no están todavía claras, la cadena ERT, citada por Reuters, ha explicado que la embarcación habría naufragado cuando la cubierta superior se hundió por el peso de sus ocupantes.

Por el momento, ocho personas han fallecido ahogadas, entre ellas cinco niños, aunque la cifra de víctimas podría aumentar. Otras 242 pudieron ser rescatadas, aunque las condiciones del mar, en plena tormenta, dificultaron las labores de rescate.

Según la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), al menos 15 niños de entre tres meses y diez años fueron trasladados al hospital de Lesbos con síntomas de hipotermia.

Naufragios recurrentes en las islas griegas

ACNUR ha explicado, basándose en los testimonios de los refugiados, que las mafias buscan barcos cada vez mayores para embarcar a quienes tratan de alcanzar Europa desde la cercana costa turca, a menos de 10 kilómetros de Lesbos, a quienes cobran entre 1.800 y 2.500 euros por pasaje.

Una situación que se repite en varias islas griegas: en las últimas horas, los incidentes en las islas de Lesbos, Agatonisi y Samos han dejado once muertos, ocho de ellos niños. Además un bebé de un año permanecía en estado grave el miércoles por la noche después de que los servicios de rescate lograsen reanimarlo, tras rescatarlo en la costa de Lesbos.

En las últimas 48 horas las autoridades han rescatado a 925 personas en 20 actuaciones en las zonas marítimas de Lesbos, Quíos, Samos y Kos, todas situadas a escasos kilómetros de la costa turca. Los fuertes vientos dificultan el trabajo de los guardacostas a quienes se han unido voluntarios con barcos particulares para buscar a los supervivientes, mientras en tierra organizaciones y particulares ayudan a los refugiados a su llegada.

Los puertos de las localidades de Molyvos y Petra, en Lesbos, se han convertido en improvisados campamentos sanitarios, donde profesionales y voluntarios prestan primeros auxilios a los rescatados. En lo que va de año el número de refugiados que ha entrado en Grecia ha alcanzado la cifra récord de 502.500 personas, según ACNUR.

Noticias

anterior siguiente