Enlaces accesibilidad

Tsipras asegura que los bancos griegos podrán reabrir cuando se haya ratificado el acuerdo

  • El primer ministro dice que eso dependerá de lo que pase en su partido
  • Mientras no haya acuerdo, Tsipras augura un mes más de corralito
  • "Me responsabilizo por poner mi firma en un texto en el que no creo"
  • "Europa puede cambiar si en España ganan fuerzas parecidas a Syriza"

Por
Fotografía cedida por la Oficina del primer ministro de Grecia que muestra un momento de la entrevista ofrecida por Alexis Tsipras a la televisión pública ERT.
Fotografía cedida por la Oficina del primer ministro de Grecia que muestra un momento de la entrevista ofrecida por Alexis Tsipras a la televisión pública ERT. AFP PHOTO/HO/PRIME MINISTER OFFICE/ANDREA BONETTI

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, ha asegurado este martes que los bancos griegos podrán reabrir una vez que el acuerdo alcanzado el lunes en Bruselas haya sido ratificado por los parlamentos en la eurozona que requieren de votación.

"En los próximos días, si obtenemos un incremento de los préstamos del ELA (créditos de emergencia del Banco Central europeo a la banca) podremos elevar la cantidad máxima de retirada de efectivo y posibilitar otras operaciones", ha afirmado Tsipras en una entrevista con la cadena de televisión pública ERT.

Tsipras ha añadido no obstante que el levantamiento del control de capitales será "progresivo", porque cuando ha habido una pérdida de confianza, los bancos no pueden abrir inmediatamente. El líder también ha dejado entender este martes que los bancos griegos, cerrados desde el 29 de junio, podrían prolongar el corralito al menos un mes más, el tiempo estimado en discutir y alcanzar los términos del acuerdo definitivo.

"Me responsabilizo por poner mi firma en un texto en el que no creo"

Tsipras también ha aseverado que no piensa en convocar elecciones generales anticipadas al menos hasta que el acuerdo con los acreedores no sea firme. "Asumo mi responsabilidad por cualquier error que haya cometido, me responsabilizo por poner mi firma en un texto en el que no creo, pero creo que evita el desastre en el país", ha señalado el primer ministro griego en la entrevista la víspera de la votación crucial en el Parlamento sobre el acuerdo el lunes en Bruselas.

Sin embargo, el dirigente ha apuntado que no tiene "razones para convocar elecciones, dependerá de lo que pase en mi partido, en nuestro socio (de Gobierno)". Para Tsipras su prioridad es "lograr un programa" y a partir de entonces "tendremos el tiempo para conflictos internos y con la oposición".

"No es el momento de cambiar de estrategia"

Preguntado sobre una posible ruptura en el seno de Syriza, pues su corriente más izquierdista ha declarado que no va a respaldar el acuerdo en la votación de mañana en el Parlamento, Tsipras ha aseverado que hará "lo que pueda para mantener la unidad de Syriza y del grupo parlamentario", pero ha recalcado que "cada uno cargará con su responsabilidad".

Asimismo, preguntado sobre la posibilidad de crear un Gobierno de unidad nacional, ha considerado que no es el momento de cambiar de estrategia.

Respecto a cómo afectará a la estabilidad del Gobierno que las medidas sean aprobadas con los votos de la oposición pero no con los de sus propios diputados, el primer ministro ha dicho que el país está en "condiciones que no son normales" y que no puede reprochar a nadie su comportamiento, al tiempo que ha reafirmado sus posiciones. "Tras cinco meses no permitiré que alguien me diga que lo que hice no está en el marco de los valores de la izquierda", ha subrayado.

Nadie quería una quiebra desordenada de Grecia

En relación con la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la eurozona del lunes en la que se alcanzó el paquete de medidas, Tsipras ha señalado que en la negociación nadie quería una quiebra desordenada de Grecia y que lo único que se presentaba como alternativa era el denominado 'plan Schäuble', -en alusión a la propuesta del ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble-, es decir, la salida consensuada del euro.

Tsipras ha sostenido que su Gobierno no se planteaba el abandono de la eurozona, porque Grecia no tiene reservas de divisas para apoyar el retorno a la moneda nacional. Pese a todo, el primer ministro ha manifestado su temor a que el Grexit pueda replantearse si no se llega a un acuerdo para un tercer rescate.

El jefe del Gobierno heleno ha remarcado que la postura seguida en la negociación no honra a la Europa democrática, y ha admitido que el proceso no ha sido fácil para ninguna de las partes. Para Tsipras, el mensaje que los socios han trasladado durante las negociaciones es que los países que, como Grecia, están bajo un programa de rescate no necesitan elecciones.

El primer ministro griego ha afirmado también que, en su opinión, Europa "puede cambiar" si en las elecciones españolas previstas para esta año ganan "fuerzas parecidas" a Syriza, por lo que ha asegurado querer permanecer en el Gobierno hasta que se celebren los comicios en España.

Noticias

anterior siguiente