Anterior Egipto debate un proyecto de ley que criminaliza por primera vez la homosexualidad en el país Siguiente Los restos mortales de José Manuel Maza serán repatriados previsiblemente este lunes Arriba Ir arriba
Sin víctimas y retenciones en Madrid y Barcelona en el inicio de la Operación salida

"Tráfico de verano" y no de operación salida al inicio de las vacaciones de verano

|

Las primeras horas del dispositivo especial de la Dirección General de Tráfico (DGT) con motivo de las vacaciones de verano ha transcurrido con normalidad en la mayoría de las carretaras, aunque se han registrado pequeñas retenciones en salidas de Barcelona y Madrid.

A las 15:00 horas se ha iniciado la primera fase de la operación especial del verano, que entre julio y agosto supondrá más de 81 millones de desplazamientos, la cifra más alta de este período desde 2011, con más controles de velocidad en los 1.500 tramos que se consideran más peligrosos y que se ubican en las carreteras secundarias.

Fuentes de la DGT han valorado que estas primeras horas de dispositivo han sido más propias de un "viernes de verano, no de un viernes de operación especial" y que las mayores retenciones tuvieron lugar mediada la tarde en las rondas de Barcelona.

Así, la B-10 acumulaba a las 19.00 horas un tramo de 10 kilómetros y otro de seis con circulación difícil, en ambos casos hacia el norte, y la B-20 contaba con 10 kilómetros de congestión hacia el norte y tres en sentido sur.

En la provincia de Barcelona, había circulación irregular en la AP-7 a la altura de Barberá del Vallés y de Montmeló hacia Girona (6,5 y 5 kilómetros, respectivamente), la C-32 desde Gavá hacia Tarragona (6), la B-23 cerca de Molins del Rei en sentido Tarragona (4), la A-2 en Sant Joan Despí hacia Tarragona (4) y la C-58 en Sant Quirze del Vallés en sentido a Tarrasa (3).

Retenciones en la A-1, A-2, A-3 y A-6 en Madrid

En la Comunidad de Madrid, mediada la tarde hubo congestiones circulatorias en varias salidas de la capital, como la A-1 en San Sebastián de los Reyes (5 kilómetros), la A-2 en Torrejón de Ardoz (2), la A-3 en Rivas-Vaciamadrid (2) y en Fuentidueña de Tajo (5), la A-6 en Torrelodones (7).

La N-VI en San Rafael (Segovia), la A-5 en Maqueda (Toledo), la A-3 en Riba-Roja de Turia (Valencia), la V-30 en Quart de Poblet (Valencia) y la A-66 en Remoria (Asturias) también tenían algunas retenciones.

La operación contará con cuatro grandes momentos (del 3 al 5 de julio, del 31 de julio al 2 de agosto, del 14 al 16 de agosto y del 28 al 31 de agosto), así como dispositivos especiales durante los fines de semana.

Tráfico apunta que este verano será un periodo especialmente crítico en las carreteras españolas porque coincidirá un aumento en el número de desplazamientos de largo recorrido de ciudadanos que quieren disfrutar de sus vacaciones fuera de casa (81,5 millones de trayectos largos) y la edad del parque de vehículos (13,2 años cuando hay algún fallecido).

Además, en julio y en agosto se espera un incremento de turistas extranjeros, con 1,8 millones de vehículos que se desplazarán por las carreteras españolas, y habrá cerca de 600.000 vehículos de ciudadanos que cruzarán la península hasta el norte de Africa en el marco de la 'Operación Paso del Estrecho'.

Campañas especiales de control

Además, la DGT hará una campaña del 6 al 12 de julio con el fin de vigilar las condiciones de los vehículos que circulan por las carreteras, puesto que el riesgo de fallecer o sufrir una lesión con hospitalización aumenta con la antigüedad del coche.

Y pondrá en marcha una campaña intensiva de vigilancia y control de alcohol y drogas al volante, que coincidirá con la semana en la que más fiestas se celebran en España, en torno al 15 de agosto, por lo que los guardias civiles harán controles preventivos de estas sustancias a cualquier hora del día.

Además, la DGT puso en marcha este martes la campaña divulgativa 'Los objetos más caros del mundo', con la que pretende concienciar a los ciudadanos del "efecto mariposa" que sus decisiones tienen en el resto de la sociedad cuando van conduciendo, en el sentido de que el coste de cada fallecido en las carreteras se eleva a 1,4 millones de euros y que una pequeña decisión como colocarse unas gafas de sol mientras se conduce puede producir una distracción fatal.

En esta época, Tráfico recomienda a los ciudadanos que se planteen si necesariamente tienen que viajar con su vehículo privado en julio y agosto, dado que España cuenta con "una red de transporte público abundante y de gran calidad". En el caso de ser así, aconseja comprobar el estado del coche, elegir las rutas más seguras, iniciar los viajes "siempre descansados", cumplir las normas, utilizar los sistemas de retención y "cero tolerancia al alcohol y a las drogas ilegales".

Tráfico hizo públicos este jueves esos 1.500 tramos, que ha colgado en su página web para que los conductores puedan conocer dónde pueden situarse los radares móviles y los agentes de la Guardia Civil.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente