Anterior El presidente de Polonia veta la controvertida reforma de la justicia de su propio Gobierno Siguiente Unanimidad parlamentaria para sentar las bases del pacto de Estado contra la violencia de género Arriba Ir arriba
El barrio de Gamonal en la capital burgalesa ha vuelto a convertirse en el centro de disturbios.
El barrio de Gamonal en la capital burgalesa ha vuelto a convertirse en el centro de disturbios. EFE EFE

Cinco detenidos y seis agentes heridos en la tercera noche de disturbios Burgos

  • Después de una marcha contra la reforma integral de la plaza de toros

  • Los manifetantes pretendían llegar a la puerta de la casa del alcalde

|

La tercera noche de disturbios callejeros registrados en la ciudad de Burgos, anoche al término de una manifestación contra el proyecto de remodelación de la plaza de toros de Burgos, han concluido con seis agentes heridos y cinco detenidos, uno de ellos por agredir a un policía.

Los otros cuatro fueron detenidos por la quema de contenedores de residuos en varios puntos de la ciudad, ha informado esta mañana en una rueda de prensa el subdelegado del Gobierno, José María Arribas.

Los detenidos, que han pasado la noche en la Comisaría de Policía Nacional y pasarán esta mañana a disposición judicial, son residentes en Burgos, con edades comprendidas entre los 16 y 37 años, entre ellos dos menores de edad.

Manifestación no autorizada

Seis policías resultaron heridos cuando intentaban impedir el paso de los participantes en una manifestación no autorizada que pretendía llegar al domicilio del alcalde de la ciudad, Javier Lacalle (PP), para protestar por las obras que se están realizando, por encargo del Ayuntamiento, en la plaza de toros.

La Policía Nacional identificó a ocho promotores de las concentraciones, a quienes se tramitarán sanciones administrativas por no haber comunicado las movilizaciones, ya que se reunieron en asamblea en el centro de la ciudad y allí decidieron manifestarse hasta la vivienda del alcalde.

Arribas ha explicado que para determinar el alcance de las posibles sanciones, que pueden oscilar entre los 300 y 50.000 euros, se tendrá en cuenta "la gravedad de los hechos posteriores", los enfrentamientos con las fuerzas del orden y los daños en mobiliario urbano y las lunas rotas de varias oficinas bancarias, que aún no se han cuantificado.

A la una de la tarde de hoy está convocada una asamblea frente a la Comisaría de Policía Nacional para pedir la liberación de los detenidos.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente