Anterior La Policía mexicana difunde el retrato robot de uno de los supuestos secuestradores de la española desaparecida Siguiente 'El ciudanano ilustre' y 'Un monstruo viene a verme' se reparten premios artísticos y técnicos en los Platino Arriba Ir arriba

El Tribunal de Cuentas de la UE detecta un error en el gasto de 2013 de 7.000 millones

  • Los dos ámbitos más proclives a error fueron política regional y desarrollo rural

  • Se da prioridad a gastar los fondos, en lugar de a conseguir buenos resultados

|

El Tribunal de Cuentas de la UE (TCE) ha detectado un error en el gasto de los recursos financieros comunitarios de 2013 del 4,7%, que representa casi 7.000 millones de euros.

El TCE ha explicado que la estimación del porcentaje de error no mide el fraude, la ineficacia o el despilfarro vinculados al gasto, sino los fondos que no deberían haberse abonado por no haber sido utilizados de acuerdo a la normativa vigente.

En 2012 el margen de error fue ligeramente superior, del 4,8%, y entre los errores habituales en este informe figuran los pagos de gastos no subvencionables o las adquisiciones realizadas sin la adecuada aplicación de la normativa sobre contratación pública.

El TCE ha subrayado también que la gestión del gasto europeo "no es aún suficientemente satisfactoria en términos generales ni en la Unión ni en los Estados miembros".

Los gastos totales a cargo del presupuesto de la UE en 2013 sumaron 148.500 millones y, al igual que en 2012, los dos ámbitos políticos más proclives a error fueron política regional, con una estimación del 6,9%, y desarrollo rural, con un 6,7%.

Se prioriza el gasto y no los resultados

El presidente del Tribunal, Vítor Caldeira, que ha presentado los informes del ejercicio 2013 ante la comisión de Control Presupuestario del Parlamento Europeo, ha demandado ante los eurodiputados que el sistema presupuestario se centre más "en la obtención de mejores resultados con sus gastos y no simplemente en usar los fondos disponibles".

Según los auditores de la UE, en el periodo 2007-2013 se concedió prioridad a gastar los fondos, en lugar de a conseguir buenos resultados, con lo que los pagos con cargo al presupuesto de la UE en 2013 rozaron el 99% del máximo disponible para el ejercicio.

Ha pedido también "prudencia" a la Comisión Europea y a los Estados miembros a la hora de gastar el dinero de los contribuyentes y ha avisado de que "en el futuro no bastará con limitarse a cumplir los procedimientos establecidos".

Además, ha recalcado la necesidad de dedicar "más incentivos para favorecer el rendimiento y optimizar los recursos".

Por otra parte, el presidente del Tribunal ha mencionado los funcionarios nacionales y europeos sufren una presión considerable para gastar fondos, porque de lo contrario podrían perderlos, pero no tienen los mismos incentivos para obtener resultados con ese dinero, por lo que ha señaldo que "esta situación tiene que cambiar".

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente