Anterior El Parlament balear prohíbe la muerte del toro durante las corridas Siguiente I Arriba Ir arriba
Oficina del Banco Santander en Madrid
Oficina del Banco Santander en Madrid. REUTERS REUTERS/Susana Vera

El Santander ganó un 31,7% más hasta septiembre, al aumentar ingresos y reducir provisiones

  • El banco obtuvo 4.361 millones de beneficio neto en esos nueve meses

  • Los ingresos crecieron de forma simultánea en España, Reino Unido y Brasil

|

El Grupo Santander obtuvo un beneficio neto de 4.361 millones de euros hasta septiembre de 2014, un 31,7% más que en el mismo período del año pasado, debido a los mayores ingresos logrados y a las menores provisiones dotadas, ha informado este martes la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

En concreto, el beneficio de todo el grupo en el tercer trimestre se situó en 1.605 millones, un 10% más que el trimestre anterior, y cifra trimestral récord en los últimos tres años.

En el comunicado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la entidad explica que en España la ganancia neta creció el 124% hasta septiembre y alcanzó los 822 millones de euros, aún lejos de los 1.186 millones que ganó en el Reino Unido (el 20% del total) y de los 1.167 millones obtenidos en Brasil (otro 20%).

Unos 1.600 millones en nuevos créditos en España

El crédito a la clientela acumulado en España se redujo un 5,1% interanual, hasta quedar en 160.187 millones, por efecto del desapalancamiento progresivo de familias y empresas.

Sin embargo, el préstamo nuevo creció un 1% entre enero y septiembre, el equivalente a unos 1.600 millones de euros. Ese crédito nuevo se vió impulsado por la financiación a pymes -que aumentó un 34%-, a empresas más grandes -que creció un 29%-, a particulares -donde las hipotecas se incrementaron un 73%- y al consumo, que aumentó un 61%.

Asimismo, la morosidad en España bajó por segundo trimestre consecutivo, hasta situarse en un 7,57%, mientras que la cobertura para insolvencias se situó en un 45%.

En este apartado, la entidad destaca la disminución de las entradas en mora registradas este año, que cayeron un 94% respecto a las registradas un año antes. Por primera vez desde que comenzó la crisis, las entradas de mora de empresas bajaron.

Los recursos de clientes (depósitos y fondos de inversión) alcanzaron los 222.828 millones, tras aumentar un 4% en lo que va de año. Los depósitos se mantuvieron estables y el patrimonio administrado en fondos de inversión creció un 23% en nueve meses.

En cuanto al margen de intereses se situó en 3.549 millones de euros, el 9% más que un año antes, en tanto que el margen bruto quedó prácticamente invariable, en 5.307 millones, debido al descenso del 41,5% de los ingresos por rendimientos de capital y otros conceptos, y también al recorte del 36,5% de la ganancia derivada de las operaciones financieras.

El margen neto creció un 7,9%, hasta los 2.685 millones, después de descontar unos costes de 2.622 millones y unas amortizaciones de 265 millones.

Las dotaciones para insolvencias sumaron 1.425 millones de euros, un 22,4% por debajo de las que había en septiembre de 2013, lo que contribuyó a la mejora del beneficio.

Asimismo, la plantilla del grupo en España se redujo un 10,7%, hasta 25.136 empleados, y el número de oficinas disminuyó un 21%, lo que dejó su red española en 3.611.

Las plusvalías se han dotado como provisiones

La presidenta de Banco Santander, Ana Botín, ha subrayado que el crecimiento del beneficio en 2014 consolida la recuperación de los resultados, apoyada en la mejora de los ingresos, el descenso de los costes y las menores necesidades de saneamientos.

Los resultados no incluyen las plusvalías netas obtenidas con la venta del 85% de Altamira (385 millones), la colocación de Santander Consumer USA (730 millones de euros) y 220 millones de euros obtenidos en Reino Unido por la modificación de los compromisos por pensiones que se acordó en el primer semestre.

Estas plusvalías no tienen impacto en el beneficio, ya que se han realizado dotaciones para costes de reestructuración, amortización de intangibles y otros saneamientos por un importe equivalente.

Aumento de beneficios en los tres principales mercados

Según ha destacado el banco, los tres principales mercados del grupo (España, Reino Unido y Brasil) aumentaron simultáneamente sus beneficios en el período comprendido entre enero y septiembre, algo que no se producía desde 2009.

Europa aportó al beneficio del grupo el 52%, y dentro de ella, a Reino Unido correspondió un 20%, a España un 14%, a Polonia un 6% y a Alemania un 4%. De Latinoamérica llegó el 39%, con Brasil a la cabeza (20%), seguida de lejos por México (8%) y Chile un (6%), y Estados Unidos (9%).

La tasa de mora del grupo bajó por tercer trimestre consecutivo, hasta el 5,28%. España, Reino Unido, Brasil y Estados Unidos presentaron descensos en la morosidad.

En cuanto al margen de intereses del grupo, aumentó un 2%, hasta alcanzar 21.834 millones de euros entre enero y septiembre. El margen bruto retrocedió un 1%, hasta 31.572 millones, debido al descenso del 22% de los resultados por operaciones financieras, que son más volátiles.

La reducción de los costes en un 2% permitió que el margen neto, equivalente al resultado de explotación, se mantuviera estable y alcanzara 16.750 millones de euros.

Esta evolución de los ingresos y costes supuso que el ratio de eficiencia se sitúe en el 46,9%, lo que supone 0,4 puntos porcentuales menos que un año antes.

Las dotaciones para insolvencias, la otra partida que más resta de los resultados, se situaron en 8.110 millones de euros, con un descenso del 15%, por España, Reino Unido, Brasil, Santander Consumer Finance, Chile y Portugal.

El beneficio por acción se sitúa en 0,37 euros en los nueve primeros meses del año, un 19% más que en el mismo período del año pasado.

Entre enero y septiembre, el crédito alcanzó los 749.426 millones de euros, 38.000 millones más que a cierre de 2013, lo que supone un aumento de casi el 3%, mientras que los depósitos y fondos de inversión, que ascendieron a 771.242 millones, se incrementaron en 59.000 millones, un 8% más que al final de 2013. Las cuentas corrientes crecieron al 12%, lo que supone 36.000 millones más.

"Los test de estrés muestran que el modelo de negocio es de menor riesgo"

El consejero delegado de la entidad, Javier Marín, ha destacado que "los test de estrés han mostrado que el Santander es muy conservador y que su modelo de negocio es de menor riesgo. El banco es el que menos capital destruye de todo el grupo comparado con sus pares, un 66% menos que el siguiente en la lista. Gracias a su modelo de negocio, el Santander tiene un ratio de capital con el que nos sentimos cómodos", ha dicho.

Además, en el encuentro con los analistas, el número dos del banco ha señalado que, debido a que el grupo ya ha cumplido las metas del plan de eficiencia y productividad 2014-2016, se ha decidido elevar el objetivo en 2016 a 2.000 millones de euros, frente a los 1.500 millones previstos.

La entidad ha subrayado que la reducción de los costes está siendo superior a la prevista en el Plan de Eficiencia y Productividad 2014-2016, cuyo objetivo central es que los costes del grupo crezcan por debajo de la inflación.

Dicho plan contemplaba una reducción de costes de 750 millones para este año, objetivo que se ha alcanzado en septiembre, lo que ha llevado a una revisión del mismo.

Así, la nueva previsión contempla una reducción de costes de 1.000 millones en este ejercicio, 1.600 millones en 2015 (frente a los 1.250 millones inicialmente estimados) y 2.000 millones en el año 2016.

En concreto, el grupo calcula un ahorro de costes de 430 millones de euros en términos reales en Brasil, de 300 millones de euros en España, de 50 millones en los servicios centrales y el holding, y de 220 millones de euros en el resto de unidades, lo que supondría un importe global de 1.000 millones de euros.

"Buscamos invertir en la franquicia y en su transformación en franquicia comercial. Vamos a mejorar la eficiencia en los países en los que estamos", ha indicado Marín, que ha precisado que la entidad no espera tener costes significativos de reestructuraciones.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente