Enlaces accesibilidad

La luna llena en el perigeo nos brinda otra superluna el 9 de septiembre

Por
Millones de personas han disfrutado de la última superluna de 2014

Una superluna se da cuando hay luna llena en el perigeo, es decir, en el punto en el que la Luna más cerca está de la Tierra mientras gira alrededor de ella. Y esto ha ocurrido en la madrugada de este 9 de septiembre a la 1.38 GMT (3.38 horas en España peninsular).

No es raro que esto suceda. De hecho, suelen darse de tres a cinco superlunas en un año, de las doce o trece posibles, según explica a RTVE.es el astrofísico del Instituto de Astrofísica de Canarias, Miquel Serra Ricart.

“A simple vista no se vé”, sobre todo en lo referente al tamaño, ha señalado el experto, que precisa no obstante que “sí es cierto que el brillo puede ser algo mayor, entre el 25 o el 30%”.

Sí ocurre que se produce un efecto óptico que hace que la luna se vea de mayor tamaño cuando está "en el horizonte que cuando se sitúa por encima de nuestras cabezas", afirma el astrofísico.

Por eso, el mejor momento para observarla en esta ocasión será cuando se ponga el Sol el lunes 8 de septiembre. "Por geometría", dice Serra, que matiza que en cierto modo la luna está llena porque está opuesta al Sol.

Solo un instante

La luna llena ha sido exactamente a las 1.38 GMT (3.38 hora peninsular española). Otro gran momento para verla ha sido por lo tanto a primera hora, justo antes del amanecer, "ya que estará baja en el horizonte". Serra asegura que da lo mismo desde que parte del planeta se observe, lo importante, evidentemente, es que el cielo esté despejado.

Aunque la percepción es que la luna llena se mantiene durante toda la noche, la verdad es que desde el punto de vista astronómico ese momento solo dura un instante.

Este año, al igual que en los tres anteriores y al igual que ocurrirá en 2015, se producirán un total de cinco superlunas. La del pasado 10 de agosto fue la mayor, debido a la distancia del perigeo, que estaba más próximo a la Tierra. La última de 2014 se producirá el 8 de octubre, mientras las anteriores fueron el 13 de junio y el 12 de julio.

Mareas más vivas

Durante las superlunas, la atracción gravitatoria lunar es mayor, pero el único efecto observable sobre nuestro planeta será que habrá mareas más vivas, explica Serra.

Añade en su blog que algunas teorías apuntan a que una superluna puede producir "perturbaciones geológicas" como terremotos o tsunamis, pero "la realidad es que este incremento es demasiado pequeño para causar tales efectos".

Durante las superlunas, el diámetro de la luna llena puede aumentar hasta en un 14% respecto a una luna llena en el apogeo. Serra asegura que "es solo la quinceava parte del tamaño angular de nuestro dedo meñique”, por lo que, precisa, solo es apreciable a través de un telescopio.

Apogeo y perigeo lunar
En esta imagen se observa a la izquierda la luna en el perigeo, es decir, el punto más cercano y a la derecha el apogeo lunar, es decir, el más lejano. (Imagen: Fourmilab).

Noticias

anterior siguiente