Enlaces accesibilidad

Los padres de Madeleine lamentan la "lentitud" de la investigación siete años después

  • El caso fue archivado en 2008 por Portugal pero en octubre fue reabierto
  • La policía británica revela que sigue la pista de otros cinco casos en el Algarve
  • El matrimonio ha concedido una entrevista a la BBC en el séptimo aniversario

Por
Siete años de la desaparición de Madeleine Mc Cann

Este sábado se cumplen siete años de la desaparición de la niña británica Madeleine McCann en el Algarve, al sur de Portugal, cuando disfrutaba de unas vacaciones junto a su familia. Aunque la investigación continúa abierta y la policía sigue varias líneas de investigación, el suceso es aún un misterio sin resolver.

Gerry y Kate McCann no han tirado la toalla desde aquel 3 de mayo de 2007 y siguen buscando a su hija. La investigación fue archivada en 2008 por la Fiscalía portuguesa con el argumento de que no había pruebas fehacientes sobre el paradero de la niña, pero la constancia del matrimonio hizo que en octubre del año pasado reabrieran el caso.

Los McCann han concedido una entrevista a la BBC y han expresado su frustración por la "lentitud" en la investigación de las autoridades portuguesas y por su negativa a formar un equipo con la policía británica.

"Para nosotros tiene sentido que las dos fuerzas policiales trabajen juntas, para tener un enfoque más unificado y evitar duplicidades y básicamente para que la investigación avance con más rapidez", afirma Kate.

Viajan a Praia de Luz una o dos veces al año

Así, han confesado también que cada año viajan una o dos veces a Praia de Luz para rememorar los últimos momentos que pasaron con la pequeña.

"Todavía camino por esas calles y supongo que intento buscar respuestas. Me ayuda la mayoría de las veces", declara Gerry McCann.

Todavía camino por esas calles y supongo que intento buscar respuestas

La pareja explica que cada cumpleaños compran un pastel para celebrar su día y que viven como si fueran una familia de cinco. La pequeña habría cumplido ahora once años y estaría a punto de empezar la escuela secundaria. Así, añaden que su habitación sigue intacta porque tienen la esperanza de que algún día regrese.

"Tal vez quiera cambiarla un poco ahora que es mayor", señala la madre.

Varias líneas de investigación

La investigación ha seguido varias hipótesis a lo largo de estos siete años. En un primer momento, la policía portuguesa señaló como sospechoso al ciudadano británico Robert Murat, vecino del complejo donde desapareció la pequeña. Asimismo, en septiembre de 2007 las autoridades lusas declararon a los padres sospechosos, pero un análisis posterior no arrojó evidencias concluyentes en su contra.

Además, el pasado 14 de octubre la Policía Metropolitana, más conocida como Scotland Yard, divulgó dos imágenes electrónicas de un hombre supuestamente relacionado con el caso. Se trataba de un hombre blanco, de edad entre los 20 y 40 años, de pelo castaño y de mediana estatura.

Por su parte, la policía británica ha revelado ahora que sigue la pista de otros cinco casos en los que niñas británicas de entre 6 y 12 años fueron agredidas sexualmente durante época de vacaciones por un intruso que se introducía en viviendas del Algarve, entre 2004 y 2006.

Mientras, la familia McCann siempre ha defendido que su hija sigue viva y no dejarán de hacer todo lo posible por encontrar a su pequeña Madeleine. "Te queremos Madeleine, te echamos de menos cada día desde aquel día. Nunca renunciaremos, te seguiremos buscando, haremos todo lo posible por encontrarte", afirma el matrimonio.

Noticias

anterior siguiente