Enlaces accesibilidad

Cientos de personas se concentran en Madrid para pedir justicia por José Couso tras once años

  • Se han congregado frente a la embajada de EE.UU. en Madrid
  • El cámara de Telecinco falleció durante la guerra de Irak y el caso sigue abierto
  • El juez Pedraz mostró su firme disposición a continuar con la investigación

Por
Familiares y amigos de José Couso frente a la Embajada de Estados Unidos en Madrid
Familiares y amigos de José Couso frente a la Embajada de Estados Unidos en Madrid EFE EFE/J. J. Guillén

Cientos de personas se han concentrado frente a la embajada de EE.UU. en Madrid para recordar a José Couso, el cámara fallecido en Irak después de que un tanque norteamericano disparara contra el hotel en el que se hospedaba, y para pedir justicia en un caso que lleva once años abierto.

El recuerdo ha estado presidido por el rostro de José Couso impreso sobre una lona que recubría el alto atril dispuesto para la ocasión y en la que se podían leer unas pocas palabras con un sentido muy conciso: "Estados Unidos asesina periodistas".

Precisamente y justo enfrente del cartel que retrataba la mirada de Couso se encontraba, esta vez, la Embajada de Estados Unidos en España, custodiada por varios policías, que parecía ser el blanco de los ojos del periodista fallecido.

Regresando a esa acera, la de "Cousiño", como muchos compañeros del gremio le conocían, cada vez eran más las personas que se agolpaban bajo el atril para escuchar los testimonios de los familiares de quien fue cámara de Telecinco y el recuerdo musical que le han tributado grupos como Amaral, Vetusta Morla o Samba da Rua.

El hermano de Couso critica la labor de la Fiscalía

David Couso, hermano de José y portavoz de la Asociación de Hermanos, Amigos y Compañeros de José Couso, ha criticado ante Efe la labor de la Fiscalía en lo que atañe a la causa de su hermano.

"La Fiscalía demuestra que está actuando como abogada defensora de los asesinos de mi hermano", ha clamado Couso, quien por el contrario ha agradecido al juez Santiago Pedraz su labor en el caso.

La Fiscalía está actuando como abogada defensora de los asesinos

"El juez Pedraz marca la independencia de la Justicia, le pese a quien le pese", ha expresado el hermano, quien también ha criticado al Gobierno. "Este Ejecutivo pretende dar carpetazo a la causa de José y a otras once causas de justicia universal", ha lamentado.

Continuando por la senda legal, el abogado de la acusación que encabeza la familia Couso, Enrique Santiago, también ha ensalzado la labor del juez Pedraz, a quien ha etiquetado como una figura que demuestra "que se puede hacer justicia".

De igual modo, el jurista ha cargado contra la reciente reforma de la ley orgánica del poder judicial, algo que para él responde a una "clarísima voluntad de acabar con la jurisdicción internacional en España".

El reloj corría, el sol apretaba y cada vez llegaba más gente. La acera se quedaba pequeña por momentos y los policías tenían que habilitar dos carriles de la calzada para el homenaje, dejando solo uno para el tránsito de vehículos, que con su paso silencioso también parecían recordar a José Couso.

El incesante goteo de vehículos actuaba como telón de fondo para el dúo Amaral, que antes de subir a cantar mostraba ante Efe su apoyo a la causa.

"Fue un atentado contra la libertad de expresión"

"Es una situación muy injusta, esto fue un atentado contra la vida y la libertad de expresión y por eso estamos aquí", ha explicado Eva Amaral, vocalista del grupo.

Justo detrás del atril desde donde ha cantado Amaral estaba la madre de José Couso, Maribel Permuy, camuflada detrás de unas gafas de sol, vestimenta negra y arropada por familiares y amigos durante todo el recuerdo, en el que han sido continuos los gritos de "Couso, crimen de guerra" o "No a la guerra".

La madre ha sido tajante a la hora de valorar la labor del Ejecutivo en lo referente a la causa. "El Gobierno ha intentado decir del juez Pedraz que es un juez estrella, pero no, de estrella nada, es un juez que cumple con su misión de impartir justicia", ha subrayado Permuy, quien también ha confesado a Efe su deseo como madre.

Y esa ilusión bien podría hacerse extensible a todos los que allí se han dado cita. "Esperemos que antes de que yo me muera veamos sentados en un banquillo a los tres militares estadounidenses. No quiero un linchamiento, quiero una investigación y un juicio justo", ha explicado.

Un caso abierto después de once años

El cámara de Telecinco falleció durante la guerra de Irak y desde entonces el caso sigue abierto. Recientemente, el juez Pedraz ha mostrado su firme disposición a continuar con la investigación y se ha negado a archivar la causa en la que se investiga la muerte del cámara. Así, ha asegurado que la reforma que limita la jurisdicción universal tiene "evidentes lagunas" que hacen imposible su aplicación a este caso.

Esto sucede después de que el Congreso de los Diputados aprobara en febrero limitar la justicia universal, de tal forma que se restringen las condiciones en las que un juez español puede investigar delitos cometidos fuera de nuestro país.

Esta nueva ley limita la competencia de la justicia española a casos en los que los responsables del delito sean españoles o extranjeros residentes en nuestro país tras la comisión del mismo. Así, supone, en la práctica, abrir la puerta al archivo de la docena de casos que investiga la Audiencia Nacional bajo el paraguas de la justicia universal.

Noticias

anterior siguiente