Enlaces accesibilidad

El Eurogrupo aprueba un nuevo tramo del rescate a Grecia por valor de 8.300 millones

  • Se hará en tres tramos, según Atenas vaya aplicando las medidas exigidas
  • Los miembros del euro piden a Atenas nuevas reformas estructurales

Por
El Eurogrupo aprueba un nuevo tramo del rescate a Grecia por valor de 8.300 millones

Los ministros de Economía y Finanzas de la eurozona han aprobado este martes --tras siete meses de duras negociaciones entre la troika y el Gobierno de Atenas-- un nuevo tramo del rescate de Grecia, del que 8.300 millones de euros serán aportados por los países del euro.

En la reunión informal que se ha celebrado en Atenas, los socios de Grecia han pedido al Ejecutivo heleno que ponga en marcha nuevas medidas estructurales, a pesar de que la aprobación del último paquete legislativo exigido por la troika fue aprobado en el Parlamento la noche del pasado domingo en medio de una gran bronca política, algunas defecciones de los diputados de la coalición gobernante y fuertes protestas en la calle.

Esas normas ratificadas el domingo por estrecho margen parlamentario se empaquetaron en una ley ómnibus e incluían unas polémicas medidas de liberalización de sectores como el de la leche o las farmacias.

El pago de los 8.300 millones se realizará en tres subtramos, sujetos a que el Gobierno heleno cumpla las medidas previas pactadas por la troika. El primer subtramo será el más grande, de 6.300 millones de euros, y se espera que llegue a Grecia durante la segunda mitad de abril, mientras que los dos tramos restantes serán de 1.000 millones de euros cada uno y se entregarán en mayo y junio próximos.

"Tras el verano" se verá si necesita un tercer rescate

Antes de la reunión, el presidente del Eurogrupo, el ministro holandés Jeroen Dijsselbloem, ha reconocido ante los periodistas que "hay urgencia" en la entrega de estos fondos, ya que en mayo vence deuda helena por valor de 10.000 millones de euros. Las negociaciones entre la troika y Grecia para desbloquear este nuevo desembolso se han prolongado durante meses debido a las reticencias del Gobierno heleno a aceptar algunas de las exigencias de los acreedores internacionales.

Los ministros de los países del euro han escuchado el informe de la troika (Comisión Europea, Banco Central Europeo y Fondo Monetario Internacional) y, después han abordado los desembolsos, la cantidad y el calendario.

"La economía griega comienza a dar un giro y vemos que hay mejores perspectivas después de varios años dolorosos para los ciudadanos griegos", ha señalado el vicepresidente y comisario de Asuntos Económicos de la Comisión Europea, Olli Rehn.

El segundo rescate de Grecia, firmado por Atenas y la troika en marzo de 2012 a cambio de un crédito de 130.000 millones de euros, concluye a finales de este año.

Pero el presidente del Eurogrupo ha advertido que aún es "demasiado pronto" para hablar de la salida del programa. Aunque se ha mostrado optimista por la evolución griega, ha indicado que "tras el verano" se decidirá si el país "necesita más apoyo", ya que analistas y responsables económicos -entre ellos, el propio Dijsselbloem y el ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble- han expresado su opinión de que Grecia necesitará un tercer rescate.

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, ha resaltado que Grecia "ha sufrido mucho y ahora está empezando a ver los primeros beneficios del programa". No obstante, avisa a Atenas de que todavía quedan medidas pendientes y que "lo más importante ahora es aplicar plenamente todas las reformas acordadas" y ha reclamado "no deshacer el ajuste fiscal, los progresos que se han logrado con tanto dolor y esfuerzo".

Penúltima revisión del rescate de Portugal

Además, los ministros del euro han aprobado el informe de la penúltima revisión del rescate de Portugal, con lo que se entregará a finales de abril otros 1.200 millones de euros del préstamo, el último desembolso antes de que el país salga de su programa de asistencia financiera el próximo 17 de mayo, ha destacado Jeroen Dijsselbloem.

El máximo responsable del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) y del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), Klaus Regling, ha indicado por su parte que el desembolso de los 1.200 millones de euros cierra el programa de financiación de la institución que ha totalizado 26.000 millones de euros desde junio de 2011.

Este martes, el Eurogrupo ha subrayado que la economía de Portugal está ganando fuerza en su recuperación y ha visto reducidos los intereses que paga por la deuda, según Dijsselbloem.

El Grupo de Trabajo del Euro dará oficialmente el próximo 24 de abril luz verde al desembolso del nuevo tramo de ayuda, "una vez los requisitos previos y los procedimientos nacionales se hayan completado", ha explicado el ministro holandés de Finanzas.

De cara a la salida del país del rescate, que se producirá el 17 de mayo, Dijsselbloem ha señalado que la zona del euro analizará la estrategia en su reunión formal del 5 de mayo, después de que se haya finalizado la duodécima revisión del programa.

Sobre este punto, Olli Rehn ha indicado que se espera aún "la reflexión y la solicitud del Gobierno portugués sobre qué dirección quieren tomar", y si pedirá un programa adicional de acompañamiento tras terminar su programa de asistencia financiera. Rehn ha señalado que Bruselas suele recomendar en estos casos que es mejor "ir por lo seguro que lamentarse" después.

Al mismo tiempo, el comisario ha agregado que la economía portuguesa ha evolucionado "de manera importante" y también la percepción de los mercados ha mejorado. "Tenemos algunas buenas noticias de la economía lusa últimamente y es importante tomar nota de la reducción del desempleo -que no es suficiente pero va en la buena dirección- y la recuperación también está afianzándose", ha afirmado.

Noticias

anterior siguiente