Enlaces accesibilidad

50 años de la muerte de Aldous Huxley, el escritor que soñó con 'Un mundo feliz'

  • Sus problemas de visión le apartaron de su vocación científica
  • Experimentó con las drogas y tuvo un gran interés por el misticismo
  • Su novela Un mundo feliz es una de las cumbres de la ciencia-ficción

Por
SE CUMPLEN 50 AÑOS DE LA MUERTE DEL ESCRITOR ALDOUS HUXLEY
El escritor británico Aldous Huxley, en una imagen de 1946. ARCHIVO RTVE

El 22 de noviembre de 1963, mientras el mundo se estremecía con la noticia del asesinato de John F. Kennedy, fallecía en Los Ángeles el escritor británico Aldous Huxley, uno de los grandes escritores y pensadores del siglo XX.

Recordado por su novela Un mundo feliz, que narra el universo deshumanizado del futuro, Huxley es autor de una obra muy extensa que incluye otros géneros como ensayo, poesía, libros de viaje e incluso guiones cinematográficos.

Nacido en Surrey (Inglaterra) en 1894, Aldous Huxley tenía todas las papeletas para ser científico. Su abuelo fue el reconocido biólogo Thomas Henry Huxley, conocido como 'El Bulldog de Darwin' por su encendida defensa de la Teoría de la Evolución. Además, sus hermanos Julian y Andrew fueron destacados científicos.

Pero Aldous Hurley se encontró muy pronto con una complicada barrera para seguir por ese camino: sus problemas de visión, que casi le dejaron ciego a los 14 años. Aunque recuperó parte de la vista, esta circunstancia le hizo desistir de su intención de estudiar Medicina y le llevó a graduarse en Literatura Inglesa en Oxford.

Primeras obras

Pronto llegaron sus primeras obras: inicialmente, colecciones de poemas (The Burning Wheel, 1916; Jonah, 1917; The Defeath Of Youth, 1918) o recopilaciones de cuentos (Leda; 1920). Hasta que en 1921 aparecio su primera novela, Los escándalos de Chrome, una sátira de las modas de la época que le otorgó una sólida reputación como escritor.

Otra de sus obras destacadas en esta etapa inicial fue Contrapunto (1927), considerada por algunos como su obra maestra y que le dio la consideración de "cínico divertido que incomodaba a la sociedad inglesa de posguerra con el fuego de su ironía".

Aunque la novela por la que sería reconocido mundialmente fue Un mundo feliz (1932): ambientada en el futuro, la obra muestra una supuesta sociedad perfecta que es, en realidad, una dictadura encubierta en la que los humanos se reproducen artificialmente y la falta de libertad es absoluta.

Ficción sonora - Fragmento del ensayo de 'Un mundo feliz' con Álex Angulo

Una distopía que, sin duda, influyó en otras fábulas similares como la inmortal 1984 de George Orwell.

Experiencia con las drogas

Viajero impenitente, Aldous Huxley recorrió varias veces España y dio la vuelta al mundo antes de establecerse durante un tiempo en Italia para después, en 1937, trasladarse a Los Ángeles.

En Hollywood contactó y mantuvo estrecha amistad con personalidades del mundo del cine como Charles Chaplin o Greta Garbo e incluso escribió guiones para la pequeña pantalla.

Uno de los hechos más destacados de su biografía fue su interés por el misticismo, que le llevó a abandonar la comodidad de Los Angeles para establecerse en el desierto de Mojave.

Esta pasión le llevó a experimentar con drogas como la mescalina, que inspiró su obra de 1954 Las puertas de la percepción. Un título que sirvió a Jim Morrison para poner nombre a su banda, The Doors.

Tras enviudar en 1955 y volver a contraer matrimonio al año siguiente, Huxley siguió produciendo hasta el final de sus días. El 22 de noviembre de 1963 falleció en Los Angeles a los 69 años, tras serle detectado dos años antes un cáncer de lengua que le obligó a sufrir duras sesiones de radioterapia.

Sus cenizas fueron trasladadas ocho años después a su Inglaterra natal, donde descansan en el panteón familiar.

Considerado un visionario e incluso el padre de la 'new-age', la influencia de Huxley sigue patente en distintos aspectos de la cultura, aunque especialmente en la ciencia ficción, género en el que Un mundo feliz siempre aparece como una de las obras más destacadas.

La coincidencia de morir el mismo día que Kennedy ha eclipsado siempre la efeméride. Por eso es de justicia recordar a Huxley este día, igual que hizo la cantante Sheryl Crow en los primeros versos de uno de sus temas más conocidos, Run Baby Run:

She was born in November the day that Aldous Huxley dies. And her mama believed that every man could be free

(Nació en noviembre, el día que murió Aldous Huxley; y su madre creyó que cada hombre podría ser libre).

Noticias

anterior siguiente