Enlaces accesibilidad

Barberá afirma que no dio instrucciones ni presionó para contratar con el Instituto Nóos

  • Barberá ha declarado como testigo ante el juez Castro
  • La alcaldesa niega haberse reunido con Urdangarin en Zarzuela
  • Castro está tratando de localizar a Camps para que declare el domingo
  • TSJV se declaró no competente para instruir la pieza separa del caso Nóos

Por
Barberá niega haberse reunido en Zarzuela con Urdangarin

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, ha afirmado este sábado ante el juez instructor del caso Nóos, José Castro, que Iñaki Urdangarin le presentó una serie de ideas que le parecieron "oportunas para la ciudad" pero no dio instrucciones para contratar con el Instituto Nóos la organización de las tres ediciones de los Valencia Summit. Además, ha negado que se reuniera en la Zarzuela con Urdangarin y con su socio, Diego Torres.

Barberá se ha pronunciado así en su declaración como testigo ante Castro, que se ha prolongado durante algo más de una hora. La primera edil, quien estaba citada a las 12:00 horas, ha llegado a Ciudad de la Justicia de Valencia sobre las 11:30 horas y ha entrado por una puerta diferente a la principal.

Tras su declaración, ha accedido a atender a los medios y ha subrayado que había colaborado con la justicia. También ha destacado que ella se limitó a dar a Urdangarin los nombres de Cacsa y de Valencia Convention Bureau para desarrollar los Valencia Summit, pero ha negado que le diera una lista de posibles financiadores. 

La alcaldesa ha indicado que conoció la posible organización de los Valencia Summit por una llamada del entonces presidente del Comité Olímpico Internacional, Juan Antonio Samaranch, quien le trasladó la capacidad de Urdangarin para organizar este foro sobre deporte y su deseo de reunirse con ella.

Barberá se reunió con Urdangarin una sola vez

No obstante, ha reconocido que se reunió con Urdangarin en una ocasión, y que éste le expuso "una serie de ideas" que a Barberá le parecieron "oportunas para la ciudad", por lo que le planteó que las concretara en un proyecto.

En esa reunión, le habló de que tanto la Ciudad de las Artes y de las Ciencias (CACSA) como la Fundación Valencia Turismo Convention Bureau tenían en su objeto social la promoción de Valencia y del turismo a través de jornadas.

La alcaldesa ha manifestado que es posible que en la reunión con Urdangarin le hablara de que estas entidades estaban ya en Valencia Convention Bureau.

En referencia a los Juegos Europeos, Barberá ha afirmado que oyó hablar de ellos en un comida a la que se imagina que se le invitó por ser alcaldesa de la ciudad en la que se querían organizar, pero ha asegurado que ni organizó ni contrató "ni nada".

Castro trata de localizar a Camps para que declare

Por su parte, Castro está tratando de localizar a Camps para que el próximo domingo a las 11:30 horas, conteste por escrito en calidad de testigo a las preguntas redactadas por el magistrado, aunque podría suspenderse su comparecencia.

El Tribunal Superior de Justicia de las Islas Baleares (TSJIB) ha informado de que a las 20:00 horas aún no se había contactado con Camps, y ha señalado que Castro, y la secretaria judicial regresan el domingo por la tarde a Palma, por lo que hasta entonces hay tiempo para que Camps declare.

Asimismo, Castro ha informado a Camps de que será en presencia de la secretaria judicial del Juzgado de Instrucción Número 3 de Palma.

Urdangarin y Torres consiguieron en Valencia más de cuatro millones de euros por las tres ediciones del Valencia Summit, celebradas entre 2004 y 2006 y presentadas como una cumbre internacional de expertos en la gestión de acontecimientos deportivos.

Además, consiguieron 382.204 euros por la creación de unos Juegos Europeos en Valencia que nunca llegaron a celebrarse.

Castro, en la providencia de citación, advirtió que Barberá, a pesar de haber sido citada en calidad de testigo, podrá negarse a declarar para no incriminarse en los delitos que se investigan en la causa.

El TSJV devuelve a Castro la investigación

El Tribunal Superior de Justicia valenciano rechazó el pasado mes de septiembre hacerse cargo de la investigación al considerar que no hay indicios suficientes para imputar a Camps y Barberá.

Castro remitió el pasado mes de mayo al Tribunal Superior de Valencia los indicios hallados contra el expresidente de la Generalitat y la alcaldesa de Valencia tras concluir que "adjudicaron a dedo" los contratos que firmaron con el duque de Palma y Torres para la celebración del Valencia Summit y de los Juegos Europeos.

El juez de Palma de Mallorca consideraba que en la causa había "indicios racionales" de que Camps y Barberá cometieron delitos de prevaricación, malversación de fondos públicos, fraude a la administración y falsedad en documento oficial.

Castro se ha desplazado desde Palma para tomar declaración entre el pasado viernes y este sábado a varias personas, entre ellos ocho ex altos cargos de la Generalitat.

El pasado viernes declararon el exconseller de Economía y diputado nacional Gerardo Camps, y la exdirectora de la Sociedad de Promoción Estratégica de la Comunitat Valenciana Patricia Corrons, entre otros.

Para esta mañana estaban previstas, además de la de Barberá, las declaraciones del ex secretario autonómico José Marí Olano, la secretaria general administrativa de Presidencia de la Generalitat, Ana Brusola, y la interventora de la Generalitat Irene Chova, quienes permanecen en los juzgados para prestar declaración.

Las comparecencias seguirán por la tarde con otros tres testigos, y el imputado Luis Tejeiro, por su supuesta vinculación con la empresa Aizoon SL y con la supuesta contratación de empleados ficticios para el Instituto Nóos.

Noticias

anterior siguiente