Enlaces accesibilidad

Llegan a Francia los cuatro franceses liberados tras pasar tres años en manos de Al Qaeda

  • Fueron secuestrados en Níger en septiembre de 2010
  • Han permanecido en Mali la mayor parte del tiempo
  • Francia niega haber pagado un rescate

Por
Uno de los rehenes franceses liberados, Daniel Larribe, se abraza a su familia en presencia del presidente François Hollande, en París
Uno de los rehenes franceses liberados, Daniel Larribe, se abraza a su familia en presencia del presidente François Hollande, en París. Reuters REUTERS/Jacky Naegelen

Los cuatro franceses secuestrados en 2010 en Níger por Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI) y liberados este martes han llegado en un avión oficial medicalizado al aeropuerto militar de Villacoublay, en las afueras de París, donde les ha recibido el presidente François Hollande.

El avión en el que viajaban Thierry Dol, Daniel Larribe, Pierre Legrand y Marc Féret, capturados el 16 de septiembre de 2010 en un complejo minero del grupo francés Areva en Arlit, en el norte de Níger, ha aterrizado hacia las 11.45 hora local (10.45 GMT).

Junto a ellos se encontraban, además de sus familiares más cercanos, los ministros de Exteriores, Laurent Fabius, y de Defensa, Jean-Yves Le Drian, que viajaron el martes a Níger para ocuparse de su regreso. En aparente buen estado de salud aunque visiblemente más delgados, esos cuatro trabajadores de Areva y de la constructora Vinci a través de una subcontrata prefirieron no hacer declaraciones

El papel del presidente de Níger en la liberación

El recibimiento en el aeropuerto por parte del presidente francés, François Hollande, quien ha ificializado este miércoles el fin de un secuestro en el que, según han subrayado las autoridades galas, ha sido "esencial" el rol desempeñado por el presidente nigerino, Mahamadou Issoufou. "Quiero expresar la gratitud de Francia al presidente de Níger. Ha sido él, con sus equipos, quien ha hecho los tratos necesarios para obtener la liberación", ha indicado Hollande en el aeropuerto y rodeado de los exrehenes.

El jefe del Estado ha recordado lo "largas, difíciles y arduas" que pueden llegar a ser este tipo de negociaciones, y ha destacado tanto la "abnegación y solidaridad" de las familias como la "valentía" de estos cuatro franceses, a quienes les ha deseado "lo único que se le puede desear a quien acaba de recuperar la libertad: felicidad", según informa Efe.

La liberación fue anunciada por Hollande durante un viaje oficial a Bratislava, y en la misma, según han recalcado las autoridades galas, ha jugado un papel "esencial" el presidente nigerino, Mahamadou Issoufou.

Francia niega el pago de un rescate

Los cuatro estuvieron retenidos en el norte de Mali, divididos en dos grupos casi hasta el final del cautiverio y fueron desplazados en varias ocasiones, y durante la ofensiva militar gala lanzada en enero para desalojar a los grupos yihadistas que ocupaban esa región estuvieron a punto de ser liberados, según Le Drian, "tres o cuatro" veces.

Francia ha negado el pago de un rescate, pero los medios franceses, como Le Monde, recogen detalles sobre las negociaciones. Algunas informaciones destacan que el grupo Areva habría comunicado explícitamente al Gobierno galo su intención de pagar una cifra millonaria por su puesta en libertad, y que el Ejecutivo habría recurrido a fondos secretos de los servicios de inteligencia.

Las otras tres personas que fueron secuestradas con ellos en septiembre de 2010 -un togolés, un malgache y una francesa- fueron puestas en libertad en febrero de 2011, y con esta última liberación, quedan todavía otros siete franceses secuestrados: dos en el Sahel, uno en Nigeria y cuatro en Siria.

Noticias

anterior siguiente