Enlaces accesibilidad

Los jueces y fiscales convocan movilizaciones contra la reforma de la Justicia a partir del viernes

  • Cumplirán su horario y tramitarán un volumen determinado de asuntos
  • Habrá una concentración el próximo 23 de noviembre
  • No descartan iniciar una huelga indefinida para protestar

Por

Los jueces y fiscales comenzarán el próximo 2 de noviembre medidas de "autorregulación" que supondrán el cumplimiento estricto de su horas de audiencia y la tramitación de un volumen razonable de asuntos en los juzgados para mostrar su rechazo a la reforma de la Justicia, propuesta por el Gobierno.

Los representantes de todas las asociaciones de jueces y fiscales han expuesto este martes en una conferencia de prensa su "hoja de ruta", que también incluirá una concentración el próximo 23 de noviembre para ejercer su "derecho de petición" ante el Ministerio de Justicia.

Además, han planteado la creación de un turno especial para resolver de forma adecuada y sin demoras las acciones ejercidas por entidades bancarias, tales como ejecuciones, lanzamientos, embargos y desahucios, que han motivado un incremento "espectacular" de asuntos en los juzgados en el actual contexto de crisis.

Jueces y fiscales no han descartado la convocatoria de una huelga indefinida en la Administración de Justicia, si no encuentran respuestas del Departamento que dirige Alberto Ruiz-Gallardón.

Han reclamado la retirada del proyecto de reforma del Consejo General del Poder Judicial, la paralización del proyecto de reforma del Estatuto Judicial y Fiscal y el incremento de la inversión en justicia para que España se equipare a los estándares europeos.

"Si no se adoptan todas estas medidas llegaremos a una situación de conflicto ante el Ministerio de Justicia", ha señalado el portavoz de Jueces para la Democracia, Joaquim Bosch, quien ha apelado a la responsabilidad del Gobierno.

Críticas a la reducción del 20% de la inversión en Justicia

Bosch ha criticado la reducción del 20% de la inversión pública en Justicia para el próximo año, la eliminación de los 1.200 jueces sustitutos para recortar 20 millones de euros del presupuesto del Ministerio y el "grave ataque a la independencia judicial" que supone la propuesta de reforma del Consejo General del Poder Judicial.

"La Justicia en España va mal, pero a partir de ahora va a ir peor", ha dicho la portavoz de la Asociación Profesional de la Magistratura, Maite Sáez, quien ha criticado la ausencia de medidas políticas para paliar la sobrecarga de trabajo de los juzgados.

El portavoz del Foro Judicial Independiente, Ángel Dolado, ha advertido de que las medidas de autorregulación aumentarán el "colapso" de la Administración de Justicia, después de subrayar que la eliminación de los jueces sustitutos supondrá una merma en la calidad de las resoluciones judiciales.

Por su parte, el portavoz de la Asociación de Jueces y Magistrados "Francisco de Vitoria", José Luis González Armengol, ha apuntado que el número de jueces por habitante en España se sitúa al mismo nivel que Turquía, al tiempo que ha reclamado un incremento de la planta judicial para reducir los tiempos de respuesta de la Administración de Justicia.

Las carreras judicial y fiscal no han sido "bien tratadas" a lo largo de la historia, según el portavoz de la Asociación de Fiscales, Antonio Roma, quien ha manifestado que las condiciones salariales y de trabajo distan mucho de ser idílicas debido a los problemas de interconexión de los sistemas informáticos y el volumen de asuntos.

La portavoz de la Asociación Progresista de Fiscales, María Moreto, ha rechazado el proyecto de ley de tasas judiciales por considerar que es "inconstitucional" y que llevará a que solo los ricos puedan acceder a la Administración de Justicia.

Noticias

anterior siguiente