Anterior Once muertos en el accidente de un avión de la Fuerza Aérea Colombiana Siguiente Prisión provisional y sin fianza para el presunto parricida de Moraña Arriba

El Gobierno premia con el tercer grado a un etarra que pidió perdón y condenó el terrorismo

  • José Manuel Fernández Pérez estaba recluido en Nanclares

  • Está preso desde 1992 por facilitar información para un atentado

|

La Secretaría General de Instituciones Penitenciarias del Ministerio del Interior ha concedido el tercer grado penitenciario al etarra José Manuel Fernández Pérez, recluido en Nanclares, cuya información fue necesaria para asesinar a un guardia civil, por haber mostrado arrepentimiento, pedido perdón y condenado el terrorismo.

Según informó el Ministerio del Interior, este preso cumple condena desde el 18 de mayo de 1992 por delitos relacionados por su pertenencia a ETA, entre ellos la información necesaria para asesinar al guardia civil José San Martín ese mismo año.

Fernández Pérez de Nanclares, al que se aplicó la doctrina Parot, ha demostrado buena conducta en prisión, firmó su desvinculación de la banda terrorista, mostró su arrepentimiento, pidió perdón a las víctimas y cumple el resto de requisitos exigidos por la legislación vigente, que ya le habían permitido estar cumpliendo condena en Bilbao.

En compensación por todo ello, el Gobierno le concede el tercer grado, de acuerdo con el planteamiento "caso por caso" que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha dicho reiteradamente que empleará para abordar los beneficios penitenciarios a etarras.

Fernández Pérez gozará de un régimen de salidas diario, en fines de semana y una ampliación de permisos, y en un futuro podrá solicitar la libertad condicional.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente