Enlaces accesibilidad

Italia coloca 5.000 millones de euros en bonos a 2 y 10 años y rebaja el interés un 25%

  • El Tesoro italiano busca el viernes 11.000 millones a corto plazo
  • El lunes será una prueba de fuego: subasta bonos a 5 y 10 años

Por

El Tesoro italiano consiguió colocar este jueves el máximo previsto de 5.000 millones de euros en bonos a 2 y 10 años a un interés claramente inferior al de las subastas de deuda pública desde el pasado diciembre, informó el Banco de Italia en un comunicado.

En la primera de las tres subastas de deuda que tiene hasta el próximo lunes, Italia logró adjudicar el máximo de 4.500 millones de euros que ofrecía en títulos del tipo CTZ a 2 años, a un interés del 3,763%, algo más de un punto porcentual por debajo del 4,853% que fijó el pasado 28 de diciembre.

Asimismo colocó 500 millones de euros en bonos del tipo BTP€i (de tipo variable vinculados a la inflación europea) a 10 años, pero con vencimiento en septiembre de 2014, a un interés del 3,2%, del que no se pueden establecer una comparación directa, pues Italia no había ofrecido este tipo de deuda en los últimos meses.

La demanda supera la oferta

La demanda de títulos superó en ambos casos a la oferta, aunque en el caso de los títulos a 2 años se redujo la diferencia entre lo ofrecido y lo demandado con respecto a la subasta anterior, pues en diciembre había sido 2,24 veces superior y en esta ocasión ha sido 1,71 veces mayor (7.712 millones de euros de demanda). En cuanto a la demanda de los bonos BTP€i a 10 años, esta fue de 1.395 millones de euros, 2,79 veces superior a la oferta de estos títulos de deuda.

A pesar de que, según los analistas, la demanda de títulos no sea lo satisfactoria que se pudiera esperar, estos datos vuelven a dar muestras del menor precio al que el Tesoro italiano consigue colocar sus títulos, algo que viene produciéndose, sobre todo, desde la última oferta de liquidez hecha por el Banco Central Europeo (BCE).

Tres jornadas consecutivas en los mercados

Esta subasta de deuda era además la primera desde que el pasado viernes el Gobierno tecnócrata de Mario Monti, que en diciembre presentó un plan de ajuste de más de 30.000 millones de euros, aprobara un paquete de liberalizaciones para impulsar el crecimiento de la economía de Italia -decisión que ha provocado protestas-.

También es la primera salida a los mercados en busca de financiación tras saberse que el Fondo Monetario Internacional (FMI) pronostica un 2012 y 2013 en recesión para el país.

Este viernes, el Tesoro italiano saca al mercado 11.000 millones de euros en bonos del tipo BOT a 6 meses y títulos de deuda con vencimiento a 331 días, mientras que el lunes hará lo propio con entre 5.500 y 8.000 millones de euros en bonos BTP a 5 y 10 años.

Noticias

anterior siguiente