Enlaces accesibilidad

Los fiscales mantienen la pena de 8 años y medio para Matas en el primer juicio de Palma Arena

Por

Los fiscales Anticorrupción de Baleares, Pedro Horrach y Juan Carrau, han anunciado este lunes en sus conclusiones que mantienen la pena de 8 años y medio de cárcel pedida para el expresidente balear Jaume Matas por los pagos supuestamente fraudulentos al periodista que le escribía a los discursos.

Tras siete días de declaraciones y aportación de pruebas, los fiscales siguen encontrando a Matas responsable de los delitos de malversación, prevaricación, falsedad, tráfico de influencias y fraude.

Han retirado la acusación a una de los seis encausados, Dulce Linares, exjefa de Gabinete del expresidente, para la que inicialmente pedían un año y medio de prisión. Al resto le siguen pidiendo penas de prisión, aunque en algunos casos las han modificado.

La acusación particular ejercida por la abogacía de la Comunidad Autónoma se ha adherido a las conclusiones de la Fiscalía y, por tanto, pide las mismas penas para los acusados.

Misma suma de penas, pero diferente distribución

Aunque la suma de las penas a Matas es la misma, los fiscales han variado su distribución, que antes era de 7 años de cárcel por malversación, falsedad, prevaricación y tráfico de influencias, y 1 año y seis meses más por fraude.

Ahora, los fiscales Pedro Horrach y Juan Carrau reclaman 6 años de prisión por malversación, falsedad y prevaricación, 1 año y 6 meses por fraude y 1 año más por tráfico de influencias.

Reclaman estas penas, según consta en el escrito de conclusiones definitivas, "al aplicar la continuidad delictiva en todos los delitos que lo permiten y valorando las altas responsabilidades y obligaciones públicas infringidas" por el expresidente.

Por otro lado, han retirado la acusación a uno de los seis encausados, la exjefa de Gabinete del expresidente, Dulce Linares, para la que inicialmente pedían 1 año y medio de prisión.

Mayor pena para Alemany y menos para la exjefa del Gabinete

En referencia a Alemany, las peticiones de pena aumentan, y la Fiscalía lo considera responsable de los delitos de malversación, falsedad, prevaricación, fraude a la Administración y fraude a las subvenciones, con una petición de pena de 7 años y tres meses que podría verse disminuida por una demanda alternativa.

Para la exjefa de Gabinete de Matas María Umbert, los fiscales han rebajado su petición de 15 a 8 meses de cárcel, al igual que para Miguel Romero, propietario de una agencia que sirvió suspuestamente para encubrir los pagos públicos a Alemany, que se enfrenta a 1 año y 7 meses de cárcel frente a los 4 años y medio que la Fiscalía pedía inicialmente.

Finalmente, a Joan Martorell, exdirector general de Comunicación, que ejerció de jefe de prensa de Matas, le pide la misma pena de 2 años de cárcel.

Tanto en el caso de Martorell como en el de Romero, la Fiscalía aplica las atenuantes de confesión y reparación del daño después de que los acusados hayan pactado con el ministerio público, por lo que sus abogados se han conformado con las penas pedidas.

En cambio, las defensas de Matas, Alemany y Umbert han reclamado su libre absolución.

La Fiscalía y la acusación particular han avanzado sus conclusiones después de la prueba documental, en un juicio que proseguirá durante esta semana y en el que mañana las acusaciones argumentarán sus peticiones de pena.

Noticias

anterior siguiente