Enlaces accesibilidad

Barroso dice que Europa escapará de la recesión con un "modesto" crecimiento

  • El presidente de la Comisión Europea defiende la fortaleza del euro
  • Barroso descarta la recesión pese a la advertencia del FMI

Ver también: Especial sobre la crisis de deuda pública en Europa

Por
El FMI advierte del riesgo de una nueva recesión y el BCE insta a la aplicación inmediata de los acuerdos de la zona euro

La Unión Europea crecerá de forma modesta pero sin caer en una recesión, ha asegurado el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, quien también ha enviado un mensaje de tranquilidad sobre la fortaleza del euro.

"Nosotros no anticipamos una recesión en Europa" subraya Barroso, tras la reciente advertencia de la directora del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, sobre el "inminente" riesgo de que la economía mundial vuelva a entrar en recesión.

Nosotros no anticipamos una recesión en Europa

A pesar de los rescates de Grecia, Portugal e Irlanda y las dudas sobre el futuro de España e Italia, Barroso señala en rueda de prensa, que las previsiones de la Comisión Europea indican que en la región si habrá crecimiento económico, que calificó de "modesto" sin dar más datos.

El presidente de la Comisión Europea ha hecho estas declaraciones acompañado de la primera ministra australiana, Julia Gillard, con quien se entrevistó poco antes, al inicio de su visita oficial a Australia.

Menor crecimiento

La agencia de calificación crediticia Standard & Poor's (S&P) rebajó la semana pasada sus pronósticos de crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) de la eurozona al 1,7% en 2011 y el 1,5% en 2012, por debajo del 1,9 y el 1,8%, respectivamente, calculados anteriormente. Pero al igual que Durao Barroso, la agencia crediticia descartó entonces una segunda recesión.

Sobre el problema de la deuda de Grecia, Barroso enfatiza que es "prematuro" hacer una valoración de los esfuerzos, a pesar de los temores de que en 2011 no se cumplan los objetivos de consolidación fiscal.

Asimismo, en Camberra el presidente de la Comisión Europea ha expuesto como ejemplo una serie de medidas adoptadas en el seno del grupo de los Veintisiete para afrontar los problemas presupuestarios subyacentes y endurecer las medidas financieras.

En concreto, Barroso ha mencionado la propuesta para las transacciones financieras o la llamada "tasa Tobin", un gravamen sobre el flujo de capitales que serviría a la Unión Europea como recurso propio de financiación.

"Creemos que la industria financiera debería hacer una contribución más importante a la comunidad", apunta Barroso ante la jefa del Gobierno australiano, contrario a adoptar este tipo de medidas en el ámbito financiero.

Noticias

anterior siguiente