Anterior Hallan un objeto metálico en La Reunión que podría pertenecer al avión malasio desaparecido Siguiente La Bolsa de Atenas llega a caer hasta un 22% en su primera sesión tras cinco semanas de cierre Arriba

Ocho muertos en un saqueo de ayuda humanitaria en la capital de Somalia

  • Entre ellos, seis refugiados, un soldado y un miliciano

  • Además 15 personas han resultado heridas

  • Un grupo de rebeldes armados ha perpetrado el ataque

|

Ocho personas han muerto este viernes y 15 han resultado heridas en el asalto de un grupo de rebeldes fuertemente armados a un campamento de refugiados de la capital somalí, con el fin de hacerse con alimentos que las agencias internacionales están enviando a la zona para paliar la hambruna en el Cuerno de África.

Los milicianos, que vestían uniformes similares a los de las Fuerzas de Defensa del Gobierno de Somalia, han atacado el complejo de desplazados internos de Badbado, un campamento en el que se refugian miles de personas recién llegadas a Mogadisicio y donde se reparte comida donada por el Programa Mundial de Alimentos (PMA).

"Los rebeldes han atacado tres camiones de los que se estaban descargando alimentos y se ha producido un fuego cruzado con las fuerzas del Gobierno que custodiaban la ayuda humanitaria. Han muerto seis personas que esperaban para recibir las donaciones, un miliciano y un soldado". ha dicho a Efe , ha dicho uno de los refugiados y testigo de los hechos, Dahir Osman.

Ha añadido que "6.000 refugiados han huido del campamento porque estaban aterrorizados ante el ataque de los rebeldes, lo que incrementa más su sufrimiento".

Condena del primer ministro de Somalia

El primer ministro de Somalia, Abdiweli Mohamed Ali, ha condenado el ataque y ha ordenado a la policía que capturase a los asaltantes y les llevase ante la justicia. Además ha pedido perdón a las víctimas y ha prometido que no habrá más agresiones.

Miles de personas están muriendo de hambre en Somalia, en su mayoría niños, mujeres y ancianos. Las agencias humanitarias han estado enviando ayudas en las dos últimas semanas, después de que el pasado 20 de julio la ONU declarara el estado de hambruna.

Unos 100.000 desplazados han llegado a la capital de Somalia durante los dos últimos meses, intentando escapar de la peor sequía que ha afectado al Cuerno de África desde hace décadas.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente