Enlaces accesibilidad

Los denunciantes: "La investigación demuestra que la SGAE no puede actuar con impunidad"

  • Quitan importancia a la coincidencia con las elecciones internas de la SGAE
  • "Las sociedades gestoras de derechos son asociaciones con privilegios"
  • Dicen que demuestra el "conflicto de intereses" de la ministra de Cultura

Por

Una notica publicada en 2007 en Internet fue la motivación de que la Asociación de Internautas investigase el entramado de empresas alrededor de la SGAE.

Lo cuenta Ofelia Tejerina, abogada de la Asociación de Internautas que interpuso la denuncia el 14 de noviembre de aquel año, que destaca la "impunidad con la que la SGAE ha actuado todos estos años, aún siendo una sociedad con la obligación de pasar cada año sus cuentas por el ministerio" de Cultura.

A aquella primera denuncia le siguieron otras dos en 2010 y 2011, motivadas por la actuación "especialmente lenta" de la fiscalía en caso.

Según Tejerina, que este proceso haya sucedido un día después de las elecciones internas de la sociedad en las que ha sido elegido nuevamente Teddy Bautista, ha sido "simplemente una coincidencia", ya que la investigación que está realizando la Guardia Civil en la sede central de la SGAE en Madrid es "parte de un procedimiento procesal penal" habitual.

Según la denuncia que originalmente suscribieron cuatro  asociaciones, y que está "completamente basada en datos que están en Internet", existen "al menos tres empresas vinculadas con los órganos directivos de la SGAE, que nada tienen que ver con la actividad de gestión de los derechos de autor" y que serían las destinatarias de los fondos desviados que investiga la Audiencia Nacional.

Según Víctor Domingo, presidente de la Asociación de Internautas, el dinero desviado "podría provenir de las compensaciones de autores no identificados", que es tanto el dinero del cannon digital como el recaudado por otras vías, y que "podrían llegar a suponer unos 40 millones de euros al año".

La Asociación de Internautas insiste en que "el responsable último de fiscalizar las cuentas de la SGAE cada año es el ministerio de Cultura" y achacan el posible fraude investigado por la fiscalias al "conflicto de intereses" de la ministra Ángeles González-Sinde.

Noticias

anterior siguiente