Enlaces accesibilidad

La Cámara de Representantes de EE.UU. rechaza autorizar las operaciones militares en Libia

  • Una ley obliga a terminar los ataques 60 días después del inicio
  • Los republicanos critican que Obama enviara tropas sin consultar al Congreso
  • La resolución es derrotada por 295 votos a favor y 123 en contra

Ver también: Especial sobre las revueltas árabes

Por
Un hombre pasa junto a un edificio dañado en los bombardeos de la ciudad de Misrata, en Libia
Un hombre pasa junto a un edificio dañado en los bombardeos de la ciudad de Misrata, en Libia. AFP AFP PHOTO/GIANLUIGI GUERCIA

La Cámara de Representantes de EEUU (una de las dos cámaras que conforman el Congreso) ha rechazado este viernes una resolución para autorizar las operaciones militares estadounidenses en Libia.

La propuesta, derrotada por 295 votos en contra (entre ellos 70 demócratas) y 123 a favor representa el rechazo de los legisladores a las operaciones militares ordenadas por el presidente Barack Obama, especialmente porque, a juicio de la mayoría republicana, se realizaron sin la aprobación del Congreso.

Por el contrario, la Cámara Baja ha rechazado otra medida que hubiese eliminado la mayoría de los fondos para las operaciones militares en Libia, incluidos los ataques con aviones no tripulados. La resolución prohibía el uso de fondos, dentro del año fiscal en curso, para continuar las acciones militares de EEUU en Libia, salvo para operaciones de apoyo a la OTAN, como tareas de abastecimiento, vigilancia aérea y reconocimiento, planificación y rescate. En esta ocasión, el resultado ha sido 180 votos a favor y 238 en contra.

La secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, se ha felicitado porque la Cámara "haya rechazado de manera decisiva los intentos de recortar los fondos para la misión libia".

60 días para la autorización de hostilidades

Las votaciones se producen en medio de un acalorado debate sobre la gestión del conflicto. Según informó el New York Times, el presidente de EE.UU., Barack Obama, rechazó la opinión de abogados del Pentágono y el Departamento de Justicia que cuestionaban su autoridad legal para autorizar la participación en la misión en Libia. Un grupo de congresistas denunció a Obama ante un tribunal federal por su decisión.

Una ley de 1973, conocida como la Resolución de Poderes de Guerra, obliga al presidente a finalizar cualquier participación en hostilidades 60 días después del comienzo de las mismas si no obtiene la convalidación del Congreso. Dicho plazo finalizó el pasado 20 de mayo.

No obstante, la administración de Barack Obama asegura que en el caso de Libia no puede hablarse de "hostilidades", dado que Estados Unidos participa en labores de apoyo en una operación de protrección de civiles bajo el mandato de la resolución 1973 de la ONU. En un comunicado, la Casa Blanca se ha mostrado "decepcionada" por la votación en la Cámara y ha lamentado que envíe un "mensaje confuso" sobre las intenciones de EE.UU.

Aunque la postura de la Cámara de Representantes no tendrá consecuencias inmediatas en la guerra, es una clara señal de la falta de apoyo a Obama en buena parte del país.

Noticias

anterior siguiente