50 años después de Yuri, próxima parada: Marte

  • Se tardarían 15 ó 20 años en desarrollar lo necesario para ejecutar la misión
  • Rusia y Estados Unidos tienen planes preparados para llevar a cabo el viaje
  • Se están estudiando los efectos que provocaría sobre la salud física
Ampliar fotoVehículo de la NASA durante la recreación de una misión marciana

Vehículo de la NASA durante la recreación de una misión marcianaWIKIMEDIA COMMONS

AMÉRICA VALENZUELAAMÉRICA VALENZUELA 

El homenajeado Yuri Gagarin abrió el camino. Fue el primero en salir al espacio. Ocho años después, los tripulantes del Apolo XI, Armstrong, Aldrin y Collins llegaron a la Luna.

Desde entonces, el hombre no ha conquistado ningún otro lugar del espacio exterior. Pero tiene la mirada clavada en el planeta rojo. No hay ninguna duda de que la siguiente parada es Marte.

"Tecnológicamente es posible", asegura con aplomo a RTVE.es Daniel Marín, astrofísico y miembro de la Asociación Astronómica de Gran Canaria. Solo tardaríamos unos 15 ó 20 años en desarrollar lo necesario para ejecutar la misión.

Coincide con él Javier Armentia, astrónomo y director del Planetario de Pamplona: "Llegaremos, todo indica que se puede llegar". Y añade que es inevitable: "El afán explorador de los humanos hará que pisemos Marte. Aunque las sondas avancen y lleguen a ser capaces de hacer el trabajo mejor que los hombres, terminaremos yendo".

Con un 5% del presupuesto que EE.UU. dedica a Defensa podríamos llegar a Marte

Para llegar a Marte "solo falta el compromiso político para hacerlo", reconoce Marín. Es lo más difícil de conseguir. Los países que tienen dinero para hacerlo no lo están invirtiendo en la conquista espacial porque tienen otras prioridades.

"Por ejemplo, con un 5% del presupuesto que Estados Unidos dedica a Defensa podríamos llegar a Marte", señala este experto que nos habla desde Moscú donde está celebrando el 50 Aniversario del vuelo de Yuri Gagarin.

Menor capacidad de Rusia

Por su parte, Rusia no es lo que era. La capacidad financiera no es ni la mitad de lo fue con la URSS, en su época dorada en la carrera espacial durante la Guerra Fría.

Mirando más a Oriente aún, Japón no tiene suficiente presupuesto y ahora tras el terremoto probablemente menos. Y Europa, no tiene ni presupuesto, ni capacidad técnica.

Hace pocos años aparecieron un par de nuevos países en la escena de la obra aerospacial que podrían convertirse en los primeros en amartizar. Son China e India.

Tecnológicamente están en pañales, al nivel de la URSS a finales de los 60 y principios de los 70. Pero China tiene sobrada capacidad económica para desarrollar una misión tripulada a Marte. Armentia apunta con ilusión que "igual pinchan a los estadounidenses y comienza una nueva carrera espacial pero esta vez con destino Marte".

Han aparecido dos países, China e India, que podrían ser los primeros en amartizar

No sabemos cuando llegaremos al planeta rojo, pero sí cómo. Todo está pensado y calculado. Estados Unidos diseñó algunos planes durante la presidencia de George Bush para llevar a cabo el ansiado viaje, pero los dejó colgados cuando Barack Obama subió al gobierno y la crisis azotó el país.

Rusia también tiene planes detallados sobre cómo hacerlo. "La idea sería lanzar la nave por fases y montarla en una órbita baja. El viaje también se haría por fases. Primero iría hasta el planeta rojo la nave en la que vivirían los astronautas y luego irían ellos", resume Marín.

A pesar de fraccionar así los lanzamientos, "sigue siendo necesario desarrollar cohetes más potentes y motores, algo en lo que Rusia va adelantada", comenta.

Aspectos desconocidos

En cuanto a la seguridad y efectos sobre la salud física de los humanos de un viaje tan largo también hay estudios en marcha. El récord de permanencia en ingravidez es de 14 meses, más o menos lo que duraría un viaje a Marte.

Sus efectos están bien documentados y se sabe cómo paliarlos. Pero sigue habiendo un obstáculo por el momento insalvable, la radiación cósmica. "Necesitamos más investigación para averiguar cómo frenarla", reconoce Marín.

Necesitamos más investigación para saber cómo frenar la radiación cósmica

El estudio de los efectos sobre la salud mental y la búsqueda de la combinación perfecta de personalidades para formar una tripulación para emprender un viaje de año y medio (es lo que dura ir y volver y una estancia de un mes) está en marcha. Es el famoso experimento Mars 500, más conocido como el 'Gran Hermano Espacial'.

Cuando lleguemos al planeta, y una vez saciado el ansia de conquista y superación que los humanos llevamos dentro, comenzaremos la exploración, otro de los placeres de nuestra especie. "Las expectativas son preciosas, en todos los órdenes", comenta con emoción Armentia.

Investigación y exploración

La investigación científica sería el principal motivo de exploración. "Los que buscan vida en el planeta dicen que es necesario hacer una exploración geológica a fondo y que eso solo se puede hacer con una misión tripulada", explica.

Es posible que bajo la superficie haya fuentes de calor que combinadas con el agua -cuya presencia han confirmado las sondas- formen un caldo ideal para albergar vida.

También exploraríamos en busca de pistas para entender la evolución geológica del planeta e información sobre la formación del Sistema Solar.

Las condiciones suaves ambientales de su superficie también son buenas para que los humanos pudiéramos asentarnos y formar colonias permanentes. Y el agua nos permitiría tener combustible para viajar. Por estas características es el único planeta del Sistema Solar en el que podríamos vivir.

Y a pesar de que sobre la explotación de minerales, los expertos aseguran que es más fácil ir recolectarlos a un asteroide o la Luna, es uno de los puntos que menos indiferente deja a los gobiernos a la hora de invertir en el viaje marciano. Quien sabe, quizá Marte termine siendo el hogar de alguno de nuestros familiares del futuro. Porque ir, iremos.

­ ­ ­ ­

Guerra en Irak

Fuerzas kurdas protegen la frontera cercana a la ciudad de Makhmur, al sur de Erbil.

EE.UU. busca apoyo internacional contra el Estado Islámico

Washington quiere una coalición internacional contra los yihadistas. Alemania no participará. Reino Unido y Australia se postulan como colaboradores.

­ ­ ­ ­
Puerta de entrada al Hospital Carlos III de Madrid

La religiosa Juliana Bonohá recibe el alta tras 21 días de aislamiento

Todos los tests practicados han descartado que se hubiera infectado de ébola. Ha permanecido ingresada en el Carlos III desde que llegó de Liberia

­ ­ ­ ­
Xabi Alonso ha pedido marcharse al Bayern

El Bayern anuncia el fichaje inminente de Xabi Alonso

El jugador del Real Madrid ha llegado a un acuerdo con el club alemán. A lo largo del día, pasará las correspondientes pruebas médicas.

­ ­ ­ ­
Pasillo de un supermercado

El consumo impulsó hasta el 0,6% el crecimiento de la economía en el segundo trimestre

La demanda de los hogares subió un 0,7% entre abril y junio y la inversión se incrementó un 0,5%. Contrasta con el deterioro de la aportación del sector exterior.

­ ­ ­ ­
<i>Un Rey ha muerto</i>

Un Rey ha muerto

TEO SÁNCHEZ (Radio 3).- En el reino de la rumba, más allá de hipótesis y controversias sobre su origen, el Rey se llamaba Pedro Pubill Calaf.

­ ­ ­ ­
Un experimento en ratones convierte en placenteros los recuerdos desagradables

Un experimento en ratones convierte recuerdos desagradables en placenteros

Altera emociones positivas o negativas asociadas al recuerdo sin química. Abre una vía para el tratamiento en humanos de la depresión.

Espacio reservado para promoción
cid:46770