Enlaces accesibilidad

El gasto en combustibles se redujo un 47% en 1975, tras el primer límite de velocidad

  • La crisis del petróleo motivó la reducción del límite de velocidad en 1976
  • El consumo de carburantes se redujo un 47% en 1977 en relación a 1975
  • Los accidentes en carretera se redujeron casi un 6% tras la primera limitación

Por

La primera limitación de la velocidad se produjo en 1974. Sólo cuatro años duró este primer límite, fijado en 130 kilómetros por hora en las autopistas y 110 en las autovías. Los datos del Instituto Nacional de Estadística revelan, precisamente, una drástica reducción del consumo de fuel-oil por el Estado español en 1975, ya que descendió un 46,6%, en relación con el año anterior. En concreto, el Estado había gastado 2.597 millones de pesetas en fuel oil en 1975, frente a los más de 4.800 millones de 1974.

El temor ante las consecuencias de la segunda crisis del petróleo, hizo que el Gobierno rebajara el límite de velocidad hasta los 100 km/h en 1976. El Real Automóvil Club de Cataluña lanzó una campaña, que finalmente obtuvo el apoyo de la Dirección General de Tráfico para ampliar de nuevo la limitación y finalmente, en 1980 se fijó el límite de velocidad de 120 kilómetros por hora.

De nuevo ahora, la inquietud ante las posibles consecuencias de la subida en el precio del petróleo ha hecho al Gobierno establecer una reducción de los limites de velocidad, esta vez a 110 km/h.

La crisis del petróleo

El límite de velocidad de 100 kilómetros por hora establecido en 1976, ante la inquietud por la subida del petróleo, se sucedió de una reducción en el gasto del Estado español en fuel-oil, que descendió un 47% en 1977, en relación a 1975. En concreto, el Estado gastó 1.366 millones de pesetas en fuel-oil en 1977, frente a los más de 2.500 millones de 1975. El consumo de fuel-oil se había reducido de las 570.000 toneladas de 1975 a las 234.000 toneladas consumidas dos años atrás, según datos del Instituto Nacional de Estadística.

España no fue el único país que redujo los límites de velocidad en la década de los 70. Países como Suecia, Suiza, Dinamarca y Finlandia también bajaron sus límites de velocidad entre 10 y 20 kilómetros por hora en todas sus vías.

Menos siniestralidad

La Dirección General de Tráfico ha estudiado en múltiples ocasiones la posibilidad de modificar los límites de velocidad y en todos los casos, salvo en 1980, se concluyó que los efectos de un aumento en los límites de velocidad tendrían demasiadas consecuencias negativas por el incremento en la siniestralidad.

Un análisis de los datos de la Dirección General de Tráfico revela que los accidentes registraron un descenso significativo en 1974, el año en que el Gobierno fijó una limitación de la velocidad. Los accidentes en carretera descendieron casi un 6% este año, en relación con el anterior. En concreto, las carreteras españolas registraron 32.074 accidentes en 1974, frente a los más de 34.000 de 1973.

Noticias

anterior siguiente