Anterior La Comunidad de Madrid se adhiere al Fondo de Facilidad de Hacienda para pagar a proveedores Siguiente El presidente de Afganistán confirma que el mulá Omar, líder de los talibanes, murió en 2013 Arriba

Emiten una orden de arresto internacional contra el fundador de Wikileaks, buscado en Suecia

  • Jullan Assange es sospechoso de abusos sexuales en ese país en agosto

  • Su portal ha filtrado en los últimos meses importantes documentos secretos

  • Su madre ha salido en su defensa y defiende que es inocente

|

Interpol ha emitido una orden de arresto internacional contra Julian Assange, fundador de Wikileaks buscado por Suecia por un presunto caso de abusos sexuales. La noticia coincide con la última filtración masiva de documentos secretos de Estados Unidos por la web de este australiano.

El aviso lleva el distintitivo rojo, lo que quiere decir máxima prioridad, y fue recibido por Interpol el 20 de noviembre, según ha informado este martes por la noche una portavoz del organismo de cooperación internacional de las policías con sede en Lyon (Francia), al dar a conocer la noticia a la agencia France Presse.

Las órdenes de este tipo se transmiten a los 188 países miembros de Interpol para pedir el arresto y la extadición de los sospechosos. La web de Interpol recoge la ficha de Assange, aunque curiosamente lo hace sin foto, pese a que es un personaje público.

Precisamente este martes, la defensa de Assange, nacido en Australia en 1971, ha apelado ante la Corte Suprema sueca la orden de ingreso en prisión dictada en su contra la semana pasada.

El ex pirata informático se mueve con total secretismo, supuestamente fuera del país escandivo al que hasta ahora se circunscribía su búsqueda, aunque concede frecuentes entrevistas a medios de todo el mundo. Entre otros, El País dijo haberse citado con él en Londres hace unas semanas.

Suecia confirma su procesamiento, aunque rebajado

La apelación de Assange ha sido el último recurso legal posible por este caso, informa Efe. El pasado miércoles, la Corte de Apelación de Svea, en Estocolmo, rechazó su primera apelación contra la orden de encarcelamiento, aunque rebajó a la categoría de "delito menor" la supuesta violación de la que está acusado, añade la agencia.

Además, consideró que en una de las tres denuncias por acoso sexual el grado de sospecha no era "lo suficientemente fuerte".

Assange, responsable del portal de Internet que acaba de publicar 250.000 cables diplomáticos secretos de EE.UU., está siendo procesado por casos relacionados con su breve estancia en Suecia en agosto para dar conferencias sobre su actividad al frente de Wikileaks, que por entonces ya había publicado revelaciones de abusos de las fuerzas estadounidenses en Irak, entre otros documentos.

Los problemas de Assange con la justicia sueca comenzaron el 20 de agosto, cuando una fiscal de guardia emitió la primera orden de captura contra él por un presunto delito de violación, una decisión revocada 24 horas después por la fiscal jefe, que redujo el caso a un delito menor de acoso.

No obstante, cuando la fiscal superior, Marianne Ny, asumió posteriormente la dirección de la investigación, decidió reabrir la investigación por violación, que culminó la semana pasada con una nueva orden de ingreso en prisión contra Assange.

Él asegura que las acusaciones carecen de fundamento y ha sugerido que son parte de una campaña orquestada por el Pentágono para desacreditarlo.

En pleno revuelo por la última filtración, conocida como cablegate, el Gobierno de Ecuador ha salido en su defensa llegándole a ofrecer asilo.

Su madre defiende su inocencia

Por suparte, la madre del fundador del portal Wikileaks, Julian Assange, ha defendido este miércoles la inocencia de su hijo ante la petición de arresto emitida por Interpol a causa de un presunto caso de acoso sexual, según informa la radio australiana.

"Mucho de lo que se ha escrito contra Julian no es verdad", ha declarado a la emisora "ABC" Christine Assange, quien dirige un teatro de marionetas en el estado de Queensland, en el noreste de Australia.

"Es mi hijo, lo quiero y obviamente no quiero que lo detengan y lo encarcelen. Reacciono como cualquier otra madre, estoy consternada", ha añadido Christine Assange.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente