Anterior Los kurdos de Irak piden al PKK que aleje de la región su lucha con Turquía Siguiente La Guardia Costera italiana rescata a cerca de 1.800 inmigrantes y cinco cadáveres frente a la costa libia Arriba

Evacuadas 350 personas ante la amenaza de un coche bomba en Irlanda del Norte

  • La acción se atribuye a grupos disidentes del inactivo IRA

  • Una llamada a un periódico de Belfast alertó sobre el artefacto

|

Hasta 350 personas han tenido que ser evacuadas tras haberse encontrado una furgoneta cargada con explosivos frente a una comisaría de Policía en la localidad norirlandesa de Aughnacloy, en una acción atribuida a grupos disidentes del inactivo Ejército Republicano Irlandés (IRA).

Una llamada telefónica efectuada alertó a un periódico de Belfast alertase sobre la existencia de la furgoneta.

"Podría haber causado muchas muertes"

Los artificieros el Ejército británico continúan a esta hora su examen del vehíuculo mientras que los evacuados se han visto obligados a pernoctar en una iglesia cercana a la comisaria de Dungannon Road, en el condado fronterizo de Tyrone.

La mayoría de los accesos por carretera a Aughnacloy han tenido que ser cortados por la Policía norirlandesa así como todas las inmediaciones de la comisaría, que están "selladas por la Policía, nada entra o sale" de ese área, según ha confirmado el concejal del mayoritario Partido Democrático Unionista (DUP) en la zona, Sammy Brush.

"Evidentemente, esta es una bomba de gran tamaño. De haber explotado, podría haber causado mucha destrucción y muertes", ha asegurado Brush.

Con el recuerdo del "Domingo Sangriento"

Este intento frustrado de atentado llega días después de que saliera a la luz el informe sobre el lo ocurrido el 30 de enero de 1972, el llamado "domingo Sangriento", cuando soldados británicos del Primer Regimiento de Paracaidistas dispararon contra una manifestación a favor de los derechos civiles.

Se trata del informe de más larga gestación -un total de doce años- y el más costoso -195 millones de libras (234 millones de euros)- de toda la historia legal británica y que ha concluido con que ninguna de las 14 personas asesinadas aquel día llevaban armas de fuego y que los soldados no dieron ningún aviso previo antes de comenzar a disparar contra la multitud.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente