Enlaces accesibilidad

Irlanda y Reino Unido apuntan al Mosad como posible autor del asesinato del líder palestino

  • Ambos países han asegurado que los pasaportes encontrados son falsos
  • Las facciones palestinas cruzan acusaciones sobre el asesinato de Mabhub
  • El Estado judío ni confirma ni desmiente su implicación en el suceso

Por
Fotografias facilitadas por la policía de Dubai que muestran a 11 sospechosos de asesinatao con pasaportes europeos. Irlanda y Reino Unidos han asegurados que los documentos son falsos. EFE.
Fotografias facilitadas por la policía de Dubai que muestran a 11 sospechosos de asesinatao con pasaportes europeos. Irlanda y Reino Unidos han asegurado que los documentos son falsos. EFE. EFE EFE

Reino Unido, Irlanda y Francia han asegurado a Dubai que los pasaportes de los supuestos asesinos de un alto cargo de Hamás que falleció en un hotel del emirato son falsos, aumentando la sensación de que se trata de agentes de los servicios secretos israelíes (Mosad) con otra identidad.

Según el gobierno irlandés, los pasaportes de Gail Folliard, Evan Dennings y Kevin Daveron, los tres presuntos irlandeses implicados en los hechos, tienen un número de pasaporte que no coincide con ninguno emitido por su país.

"Hemos verificado los números de pasaporte y los nombres en nuestra base de datos y no tenemos los pasaportes con los nombres o los números por lo que esos pasaportes son falsos. No son pasaportes auténticos", ha asegurado una fuente del Ministerio de Exteriores irlandés.

En la misma línea, el Foreign Office británico ha abierto una investigación bajo la hipótesis de que los otros pasaportes de nacionales británicos incautados por Dubai también son falsos. A última hora, París también ha dicho que el pasaporte francés es falso.

En total, la Policía de Dubai señala a once personas con pasaportes europeos -seis británicos, tres irlandeses, uno francés y uno alemán- como los presuntos asesinos de Mahmud al-Mabhuh, el dirigente militar.

Ambiente caldeado entre las facciones palestinas

Entre los líderes palestinos el ambiente también está bastante caldeado. La Autoridad Nacional Palestina (ANP) y Hamás han intercambiado acusaciones en torno al asesinato en Dubai del líder del movimiento islamista Mahmud al Mabhuh, tras conocerse que dos palestinos han sido arrestados en relación con el caso.

Jordania ha confirmado la extradición a Emiratos Árabes Unidos (EAU) de dos palestinos vinculados al asesinato del dirigente.

Uno de los palestinos arrestados es un antiguo responsable de seguridad en la ANP, según una información de la cadena vía satélite "Al Yazira" que ha desencadenado el cruce de acusaciones entre los dos principales movimientos palestinos, particularmente enfrentados desde la toma de Gaza por Hamás en 2007.

El pasado lunes un portavoz de Hamás, Ayman Taha, ha asegurado que los dos palestinos estaban vinculados a la ANP y que habían sido detenidos por "su implicación en la muerte de Al Mabhuh", de 50 años y uno de los fundadores del brazo armado del grupo islamista, las Brigadas de Ezedín al Kasam.

El Estado judío ni confirma ni desmiente

El portavoz de las fuerzas de seguridad de la ANP, Adnan al-Dumairi, calificó hoy de "infundadas" las acusaciones de Taha y sugirió que el Mosad, los servicios secretos de Israel en el exterior, se infiltraron en Hamas y por eso la organización fracasó en proteger a su líder.

"Hay fallos en la seguridad que el liderazgo de Hamás no quiere admitir. Las fuerzas de la ocupación (Israel) han asesinado a más de un líder de Hamás y nunca se ha sabido la verdad", ha declarado a la radio La voz de Palestina.

El portavoz ha ido más allá al asegurar que la ANP tiene "información concreta" de que un agente de Hamas que recibió a Al Mabhuh en Dubai era originario de Gaza y guió a la banda hacia su víctima.

"Tan sólo Hamás conocía el viaje de Al Mabhuh, los tiempos y los números de vuelo y habitación de hotel, no la ANP", ha argumentado.

Poco después, el ministro del Interior del Gobierno de Hamás en Gaza, Fathi Hamad, ha negado que el Mossad pudiera haber infiltrado un agente en las fuerzas de seguridad de Gaza, aunque ha reiterado que ve la mano de la inteligencia israelí en la operación.

Como es habitual en estos casos, el Estado judío no ha confirmado ni desmentido información alguna sobre el suceso.
  

Noticias

anterior siguiente