Enlaces accesibilidad

La Ley del Cine de Cataluña pasa su primer trámite pese a las protestas de PP y Ciutadans

  • La ley plantea que el 50% de las películas sean dobladas al catalán
  • El PP considera que la ley llega en el "peor momento para el sector"

Por
La Ley catalana del cine supera el primer trámite parlamentario

El Parlamento catalán ha dado este miércoles "luz verde" a la tramitación de la Ley del Cine de Cataluña al desestimar las enmiendas a la totalidad de PP y Ciutadans, lo que permitirá que sean debatidos en comisión aspectos que se prevén polémicos, como que el 50% de los filmes sean doblados o subtitulados en catalán.

Los grupos del tripartito que gobierna la Generalitat (PSC, ERC e ICV-EUiA), pero también CiU, han votado en contra de las enmiendas a la totalidad de PP y Ciutadans, aunque el PSC ya ha indicado que desea presentar "enmiendas" y que haya "cambios" en el articulado.

El conseller de Cultura, Joan Manuel Tresserras, ha subrayado en la presentación de la ley que "el cine no sólo es entretenimiento", ya que "cualquier cultura que aspira a la viabilidad ha de aspirar a un potente sistema cinematográfico".

Tresserras ha asegurado que quiere el "máximo consenso posible" en esta ley, pero a la vez ha reivindicado el "derecho" del Parlament a fijar cuotas para el catalán, puesto que la cultura catalana debe tener el mismo "trato" que otras.

Ha subrayado, asimismo, que con esta ley se pretende lograr "la homologación, la dignificación y el respeto para el catalán, para su cultura, para el Parlament y para su pueblo".

El proyecto de Ley del Cine ha generado polémica porque obliga a que cuando se estrene un largometraje en Cataluña, doblado o subtitulado, la mitad de copias deban estar en catalán.

Si la ley se aprueba sin modificaciones, las películas estadounidenses, que actualmente son las más taquilleras, tendrán que ser dobladas al catalán, algo que ha provocado la protesta de exhibidores y distribuidores y el elogio de entidades como la Academia del Cine Catalán.

El catalán sólo está presente en el 3% de las películas

El objetivo del Govern es obligar a las grandes distribuidoras estadounidenses a tener en cuenta el catalán, un idioma que actualmente sólo está presente en el 3% de las películas que se estrenan en las salas catalanas.

El diputado del PP Rafael López ha considerado, al defender la enmienda de su grupo, que la ley "llega en el peor momento para el sector".

Y sobre la "obsesión" por cuestionar la política lingüística de la Generalitat que los demás grupos achacan a PP y Ciutadans, ha dicho que, si tienen alguna obsesión, es la de "desmantelar las instituciones del 'gran hermano lingüístico' que han sido montadas en los últimos años".

López, que ha lamentado que los demás grupos catalanes recriminen al PP que "no es de tradición democrática", ha afirmado que los populares "tienen el gen de la libertad", algo que ha sido cuestionado por la portavoz de ICV-EUiA, Dolors Camats, que ha recordado que el PP aún no ha condenado el franquismo.

La escritora y diputada de ERC Maria Mercè Roca ha indicado que la ley "asegurará una buena salud y una larga vida a todo el sector", a la vez que acabará con "la situación anómala e injusta" que supone la poca presencia del catalán en las salas.

Roca ha argumentado que la supuesta falta de demanda de cine en lengua catalana se debe a que no hay una oferta amplia, y ha pedido que las administraciones actúen para "equilibrar" el mercado con el fin de asegurar que el catalán deje de ser "la lengua europea más menospreciada" por la industria del cine.

Por parte de CiU, Jordi Cuminal ha hecho hincapié en que la ley no sólo trata cuestiones lingüísticas sino que incide en otras facetas, y ha destacado que, aunque su grupo no cuestiona la necesidad de la ley, critica que se cree un impuesto.

"Es un escándalo que, después de más de treinta años desde el restablecimiento de la democracia, sólo el 3% de las películas se puedan ver en catalán", ha indicado Cuminal antes de rechazar la situación de "inmovilismo total" que hay en el sector y de reclamar "actitudes positivas" a PP y Ciutadans.

El diputado del PSC Josep Maria Balcells ha admitido que su grupo desea que haya "cambios" en la ley, a través de las correspondientes enmiendas, y ha augurado que aunque la nueva norma tendrá "costes" para el sector, a la larga también habrá beneficios. 

Noticias

anterior siguiente