Enlaces accesibilidad

Salgado asegura que el Gobierno no propondrá ampliar el período de cálculo de pensiones

  • El texto, dice, es un "ejemplo, una hipótesis"
  • Aclara que al Pacto de Toledo no se ha enviado nada parecido

Por

La vicepresidenta segunda y ministra de Economía, Elena Salgado, aseguró este miércoles que el Gobierno no ha propuesto ni propondrá ampliar el período de cotización para calcular las pensiones.

En una entrevista en Onda Cero, Salgado aclaraba así su decisión de suprimir un texto de la actualización del Programa de Estabilidad 2009-2013 que el Ministerio de Economía había enviado ese mismo día a la Comisión Europea, calificado por la ministra de "ejemplo", en el que se proponía aumentar en diez años el período para calcular el cobro de las pensiones.

La responsable de Economía explicó que el "ejemplo" del documento enviado a Bruselas "inducía a confusión" y lo han "eliminado porque se podía entender que era una propuesta del Gobierno". En este sentido, añadió que "no lo es y no lo va a ser".

Sólo se ha propuesto repensar la edad de jubilación

Salgado comentó que en la Comisión Europea o entre expertos nadie dudaría de que el texto corregido tiene "una mínima importancia", es una "simulación", una "hipótesis", pues está cargado de condicionales.

La ministra de Economía insistió en que al Pacto de Toledo -comisión parlamentaria para el estudio y mantenimiento de las pensiones públicas- no se ha enviado idea alguna en ese sentido, y aclaró que sólo se ha propuesto "repensar la ampliación de la edad de jubilación de 65 a 67 años" y que no prevén adopta un sistema similar al sueco, de reparto y capitalización.

En relación con este asunto, Elena Salgado criticó la actitud de los grupos parlamentarios al rehuir el debate sobre las pensiones y criticar al Gobierno después de pedirle el pasado mes de septiembre que presentara una propuesta al respecto.

A partir de 2025 podría haber problemas

La ministra aseguró que a partir de 2025 podría haber problemas, que "queremos evitar", en las pensiones públicas, y agregó que desde 2030 la Seguridad Social podría incurrir en déficit si no se producen cambios demográficos.

Hasta entonces, por la conveniencia de introducir gradualmente estas reformas, que no son populares y que habitualmente "las adoptan gobiernos responsables", "los pensionistas tienen las pensiones garantizadas y, con toda seguridad, crecientes".

Noticias

anterior siguiente