Enlaces accesibilidad

La española encarcelada en EE.UU. por llevarse a su hija, hallada culpable por un jurado popular

  • El jurado popular ha adoptado esta decisión por unanimidad en hora y media
  • La condena por desacato judicial e interferencia en la custodia de su hija
  • El juez dictará sentencia un día antes de Nochebuena
  • Su abogado cree que le impondrán la pena mínima y podrá salir en libertad
  • Su ex marido pedirá la custodia en Valencia

Por
Un jurado de Nueva Jersey declara culpable a la española María José Carrascosa

Un jurado ha hallado culpable a María José Carrascosa, la abogada española en prisión en Estados Unidos desde hace tres años por un conflicto relacionado con la custodia de la hija que tuvo con un estadounidense.

Después de tan solo una hora y media de deliberaciones, los seis hombres y seis mujeres que componen el jurado han emitido su unánime veredicto de culpabilidad en los nueve delitos que se imputaban a Carrascosa: uno por desacato a una orden judicial y ocho por interferencia en la custodia de la niña.

Estos ocho últimos delitos, todos de segundo grado, implican una pena de entre cinco y diez años de cárcel, aunque segúnha explicado el abogado de Carrascosa, Scott Finkenauer, "lo más probable" es que el juez encargado del caso, Donald Venezia, los agrupe y emita una única sentencia.

"Esto quiere decir que el juez la podría condenar a cinco años de prisión, la pena mínima. Esperamos que sea así, porque María podría salir de la cárcel de forma inmediata puesto que para cuando se emita la sentencia habrán pasado ya más de tres años" en la prisión del estado de Nueva Jersey donde está presa, ha argumentado Finkenauer.

Ahora que el jurado se ha pronunciado, está previsto que el próximo 23 de diciembre el juez Donald Venezia emita su sentencia, que, "seguramente será recurrida", ha anunciado el abogado de Carrascosa, Scott Finkenauer.

Posible libertad inmediata

Poco antes, y tras la primera hora de deliberaciones, los miembros del jurado acudieron a la sala para formular algunas preguntas al juez sobre las dudas que tenían, y luego volvieron a reunirse por un tiempo más, hasta que alcanzaron una decisión consensuada sobre cada uno de los cargos.

Carrascosa ha asistido a la corte vestida de calle, como ha podido hacer en las últimas vistas, y en esta ocasión con pantalón negro, jersey abotonado azul y el pelo largo suelto.

En el momento de escuchar el veredicto de cada uno de los cargos -un proceso que se prolongó por algunos minutos-, la mujer española, abogada de profesión, prácticamente no cambió el gesto y escuchó con la cabeza baja todas las declaraciones de culpabilidad.

"Sentimientos encontrados" de su ex marido

"Tengo sentimientos encontrados con este veredicto", ha reconocido el padre de la niña, Peter Innes, después de escuchar en la sala del tribunal la decisión del jurado, pese a que él no forma parte de esta causa, ya que se trata de la Fiscalía contra Carrascosa.

Innes ha añadido que "mientras siento que se hace justicia por las atroces acusaciones que se han hecho contra mí durante todo este proceso, al mismo tiempo me da pena pensar que aún va a pasar más tiempo sin que Victoria (la hija del matrimonio, que vive en España y pronto cumplirá diez años) tenga a ninguno de sus padres con ella".

"La verdadera víctima de todo esto es Victoria. Han pasado ya más de tres años sin que haya visto a su madre y cinco desde que yo no he podido pasar tiempo con ella", ha apuntado Innes, quien acudió a la vista acompañado de su actual pareja, entre otras personas.

La abogada valenciana había rechazado el acuerdo con su ex marido, según informó el abogado de éste, Javier María Pérez-Roldán y Suanzes-Carpegna, en Radio Nacional.

Según Pérez-Roldán, la propuesta es "muy generosa" porque permite a Carrascosa quedarse con la niña en Valencia y el padre tendría un régimen de visitas "en principio bastante restringido".

Pérez-Roldán ya ha anunciado que presentará una demanda en Valencia para obtener la custodia de su hija, después de que un jurado popular haya declarado culpable a la mujer por un delito de desacato y siete de interferencia, por no querer llevar a la niña a EEUU.

El padre de la hija de Carrascosa pedirá su custodia

Relación tormentosa

Carrascosa se casó en Bunyol con Innes en marzo de 1999, sólo unos meses después de que lo hubiera conocido en un chat de internet. Cinco días después de la boda, ella decidió mudarse a Nueva Jersey. Al poco tiempo de llegar a EE.UU., se quedó embarazada, en torno a agosto de 1999.

Seguidamente, Carrascosa volvió a España, e Innes la denunció por secuestrar a la niña. El juez Edward Torack, del condado de Bergen (Nueva Jersey), concedió la custodia de la menor al padre y ordenó a la madre regresar a EE.UU. para entregar a su hija.

La abogada valenciana se presentó en agosto de 2006 en EEUU para asistir a una vista judicial, en la que conoció los cargos que pesaban sobre ella, le retiraron el pasaporte y le informaron de que debía entregar a la pequeña antes del 31 de agosto, si no quería ser encarcelada por secuestro, hecho que se produjo en noviembre de ese año.

Carrascosa siempre ha señalado que con el tiempo su relación con Innes se convirtió en una "tragedia", ya que su ex esposo la maltrató y envenenó durante años, para supuestamente apoderarse del patrimonio que la abogada había acumulado durante su carrera profesional en este país.

Sin embargo, el juez no admitió esta línea de defensa, lo que ha limitado seriamente las posibilidades de Carrascosa en el juicio.

Animo de notoriedad

En su alegato la fiscal concluyó que no existían "motivos razonables para creer que la vida de la menor se encontraba en peligro inminente" cuando se la llevó a España y que tampoco encontraba "razonable el comportamiento" de Carrascosa.

Incluso, la fiscal insinuó que la española podría haberse movido por despecho y un ánimo de lograr "notoriedad", y recordó en este sentido que incluso se mostró dispuesta a que se escribiera un libro autorizado sobre su caso y a que se rodara una película.

"Lo quería hacer para asegurarme de que mi tragedia es conocida por otras personas que también puedan estar sufriendo abusos por parte de sus maridos. Que se sepa que (Innes) me quería matar para, supuestamente, quedarse con la herencia", explicó la española durante su testimonio.

Para la fiscal, sin embargo, Carrascosa "ha robado a Innes y a su hija muchos momentos inolvidables en los últimos cinco años", porque "la memoria de un niño se mide en días de acción de gracias, el primer día en la escuela, bolas de nieve, disfraces de Halloween, nevadas, primaveras, dientes caídos, (...) y todo eso es lo que les ha robado".

Noticias

anterior siguiente