Anterior El número de muertos en carretera en verano sube por primera vez desde 2006 Siguiente La policía húngara intenta trasladar a la fuerza a cientos de refugiados a centros de acogida Arriba

Los koalas podrían desaparecer en 30 años

  • La Fundación del Koala Australiano advierte del descenso de su población

  • En los últimos seis años el número de marsupiales se ha reducido a la mitad

  • La IUCN no lo considera en peligro de extinción

|

¿Sabías que..?

Los koalas son marsupiales, llevan a sus crías en su bolsa, no son osos como piensa mucha gente. En estado salvaje, los koalas se ordenan en grupos sociales y cada uno tiene su propio rango. Son animales territoriales y no vagan sin destino fijo por las copas de los árboles. Tienen un metabolismo lento debido a su dieta basada en gran cantidad de fibras y bajos nutrientes. Dado que no almacenan grasas, necesitan adoptar estrategias que conserven la energía. Dormir es una de ellas y pueden estar dormidos hasta 16 horas al día.

Los entrañables koalas australianos podrían desaparecer en tres décadas a no ser que se tomen medidas urgentes que frenen el descenso de la población, según advierten los investigadores.

El cambio climático y los incendios forestales, son los principales factores que han contribuido a que la población de estos animales caiga en picado, según informa la BBC.

La Fundación del Koala Australiano informa de que una reciente evaluación ha revelado que la población de koalas se ha reducido a la mitad en los últimos seis años: de 100.000 a tan solo 43.000 ejemplares.

La deforestación es otro de los problemas que amenazan a este marsupial ya que se ha mermado drásticamente el número de eucaliptos, su principal fuente de alimentación.

Deborah Tabart, responsable de la fundación, afirma en declaraciones a la BBC que "faltan koalas allá donde miremos. Si sigue la tala de árboles no quedará ninguno".

Su carisma no funciona

Tabart espera que estas alarmantes cifras sirvan para incluir al koala dentro de la lista de especies amenazadas. Sin embargo, la decisión depende de la Comisión de Especies Amenazadas, cuyos responsables argumentan que la clasificación no se puede basar en que ciertos animales sean "carismáticos" y que deben seguir los mismos criterios que ante una "serpiente venenosa".

En la lista roja de las especies amenazadas, el koala está considerado como una especie en "preocupación menor" que según los criterios de la Unión Internacional de Conservación de la Naturaleza (IUCN) es cuando un animal ha sido evaluado y no puede decirse que esté en peligro.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente