Enlaces accesibilidad

Un aliado de Mousaví eleva a 69 las víctimas mortales de los disturbios en Irán

  • Las autoridades iraníes habían reconocido 26 muertos hasta la fecha
  • Elevan de 2.000 a 4.000 los detenidos durante los disturbios post electorales
  • En torno a 300 detenidos por esta causa permanecen en prisión

Por
Un aliado del líder de la oposición en Irán, Mir Husein Mousaví, ha asegurado este martes que 69 personas fueron asesinadas durante los disturbios que siguieron a las elecciones presidenciales del mes de junio, en las que fue reelegido presidente Mahmud Ahmadineyad.

Hasta la fecha las autoridades iraníes habían reconocido la muerte de 26 personas durante los disturbios que siguieron a la votación y que, según la oposición, fue amañada para garantizar la victoria de Ahmadineyad, quien juró su cargo el 5 de agosto.

"Los nombres de 69 personas que fueron asesinados en los disturbios post electorales fueron presentados al parlamento para su investigación", ha señalado Alireza Hosseini Beheshti en la edición de este martes del diario iraní Sarmayeh.

Más de 4.000 detenidos

En torno a 300 de las 4.000 personas que fueron detenidas durante los disturbios permanecen en prisión, según ha asegurado el portavoz de Justicia Alireza Jamshidi durante una conferencia de prensa.

Según ha asegurado Jamshidi, 3.700 presos fueron puestos en libertad durante la primera semana tras su detención pero "los que están involucrados en los disturbios se encuentran todavía detenidos".

Hasta la fecha las autoridades iraníes habían asegurado que 2.000 personas habían sido detenidas y que 200 permanecían en prisión.

Entre los que siguen en prisión hay políticos pro reformistas, periodistas, activistas y abogados.

Más de un centenar de ellos esta siendo juzgados por un tribunal revolucionario de Teherán, que los acusa de espionaje y conspiración con potencias extranjeras para propiciar lo que denomina "una revolución de terciopelo".

El portavoz parlamentario Ali Larijani ha asegurado que el parlamento revisaría detenidamente los casos de los detenidos y de los muertos durante los disturbios, según ha informado el período Etemad Melli.

El derrotado candidato presidencial Mehdi Karoubi dijo el domingo en su página web que algunos manifestantes, hombres y mujeres, habían sido violados durante la denteción y que había escrito a un poderoso organismo de arbitraje para que abriera una investigación.

"Estas afirmaciones serán investigadas por el parlamento", ha dicho Larijani en referencia a las violaciones.

El líder supremo iraní, el ayatolá Ali Jamenei, ordenó en julio el cierre de una prisión alegando la falta de "niveles necesarios" para preservar los derechos de los presos mientras el jefe de policía Esmail Ahmadi-Moghaddam aseguró que algunos de los manifestantes detenidos en el centro de Kahrizak habían sido torturados.

Noticias

anterior siguiente